30 de noviembre de 2011
30.11.2011

El dueño del Villarreal pagó 690.000 euros a Nóos por un informe copiado de internet

La Policía piensa que el duque de Palma vendió sus influencias y las camufló como asesorías de imagen. Grandes compañías y entidades particulares ficharon al investigado

30.11.2011 | 09:35
Fernando Roig.

El empresario Fernando Roig, propietario del club de fútbol Villareal, pagó 690.000 euros al duque de Palma, Iñaki Urdangarín, por un informe de once folios copiado de internet, según han averiguado los investigadores del caso Palma Arena.

Una de las hipótesis de la Policía es que Urdangarín vendió durante varios años sus influencias como miembro de la Familia Real y camufló esos servicios en forma de asesorías de imagen, que fueron contratadas por numerosas entidades particulares y varias administraciones públicas.

Las pesquisas realizadas por la Agencia Tributaria, la Fiscalía Anticorrupción y el Grupo de Delitos Económicos de la Policía Nacional en una pieza separada secreta del caso Palma Arena están haciendo aflorar las actividades del llamado grupo Nóos, un ramillete de empresas y sociedades vertebrado en torno al instituto del mismo nombre.

Esta última entidad fue presidida entre 2004 y junio del 2006 por Urdangarín, que tuvo como vicepresidente-gerente y mano derecha al profesor universitario Diego Torres. El propio Torres, Urdangarín y un grupo de afines, entre ellos la esposa del primero y sus dos cuñados, y antiguos docentes y colaboradores de la universidad Esade -donde estudió Urdangarín y tuvo de profesor a Torres- montaron entre 2004 y 2007 una doble fuente de ingresos. Por un lado, se dedicaron a organizar eventos en varios puntos de España (Valencia, Mallorca y Canarias) sobre las sinergias deporte-turismo, deporte-ciudades sede de acontecimientos deportivos y deporte-integración social. Estos foros fueron patrocinados por instituciones valencianas (Generalitat y Ayuntamiento de Valencia) y el Gobierno balear, que pagaron al Instituto Nóos casi seis millones de euros entre 2004 y 2007.

Asesorías de imagen

Por otro lado, el entorno de Nóos diseñó una versátil red de asesorías y consultorías. Numerosas sociedades privadas y algunas entidades públicas contactaron en esos años con el microcosmos societario de Nóos para encargarles determinados patrocinios, campañas de imagen, estudios, seminarios, charlas y eventos. Entre las administraciones públicas que fueron clientes de Nóos destacan: los ayuntamientos de Mataró, Madrid, Alcalá de Henares y Valencia, el propio Gobierno balear, la Universidad de Valencia, la Universidad Politécnica o la Generalitat de Valencia, entre otros.

En el listado de empresas y otras entidades privadas destacan: Ford; Iberdrola; Bancaja; el Villareal y Valencia, clubes de fútbol; la Sociedad General de Autores (SGAE); Roig Grupo Corporativo, propiedad de Francisco Roig, expresidente del Valencia y hermano de Fernando Roig, Toyota, etcétera.

Si el Villareal Club de Fútbol abonó al colectivo Nóos casi 700.000 euros por un escueto estudio plagiado de internet, la pregunta que se hacen los investigadores es para qué recibió realmente ese dinero Urdangarín.

Ocurre igual con los contratos que, entre 2005 y 2010, la SGAE hizo con varias entidades del entorno de Nóos. Según una reciente auditoría, la entidad gestora de los derechos de autor abonó casi 760.000 euros a Nóos por un estudio sobre su imagen.

De acuerdo con el jurista Ramón López Villas, responsable de una comisión de investigación sobre los descuadres de la SGAE, Iñaki Urdangarín pactó los detalles de esos contratos con Teddy Bautista, el presidente de la entidad en los últimos años y principal sospechoso del presunto desvío de fondos.

López Villas ha añadido que el juez tendrá que determinar si aquellos estudios de imagen valían o no los fondos pagados.

Por otro lado, Jaume Matas, expresident del Gobierno del PP e implicado también en la pieza separada del caso Palma Arena donde se investiga al "grupo" Nóos, reconoció anteayer que su Ejecutivo también había convocado un concurso para medir el impacto del equipo ciclista Illes Balears, patrocinado con fondos públicos.

Al concurso, por una cuantía de 120.000 euros, se presentaron tres ofertas supuestamente vinculadas al conglomerado Nóos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook