El viceprimer ministro británico, Nick Clegg, animó ayer al líder del PP y próximo presidente del Gobierno (el día 21), Mariano Rajoy, a acometer las reformas económicas necesarias "aunque no sean muy populares". Clegg trasladó este mensaje después de reunirse con Rajoy en la sede nacional del PP, con la crisis económica y los problemas del euro como asuntos centrales.

A la salida, el número dos del Ejecutivo británico dijo que la reunión fue "muy positiva" y que ha escuchado con "interés" los "ambiciosos planes" de gobierno que tiene Rajoy. Clegg mantuvo también un encuentro con Soraya Sáenz de Santamaría, encargada de negociar el traspaso de poderes con el Ejecutivo saliente.

Rajoy y Clegg coincidieron en la necesidad de adoptar medidas para superar la crisis . "Todos tenemos que hacer reformas porque sino se aplican habrá más paro y más pobreza". El número dos británico consideró "muy interesantes" los "ambiciosos planes" de Rajoy.

Tras la reunión con Clegg, Rajoy se reunió con la todavía portavoz del PP en el Congreso, Sáenz de Santamaría, para abordar el desarrollo del traspaso de poderes. Hasta el jueves, los representantes del PP en la Comisión para el traspaso mantuvieron sesiones de trabajo con miembros del Gobierno y altos cargos de diversos ministerios.

Sáenz de Santamaría explicó que el proceso va a entrar ya en la segunda fase, la del análisis de la documentación que han requerido al Gobierno y que este se comprometió ayer a remitirles a lo largo de la próxima semana.