El duque de Palma, Iñaki Urdangarín, manifestó ayer que lamenta profundamente el perjuicio que las informaciones y comentarios sobre él están causando a la imagen de su familia y de la Casa del Rey, "que nada tienen que ver" con sus actividades privadas.

En una conversación telefónica, Urdangarín leyó a la agencia Efe la siguiente declaración: "Ante la acumulación de informaciones y comentarios aparecidos en los medios de comunicación relativos a mis actuaciones profesionales, deseo puntualizar que lamento profundamente que los mismos estén causando un grave perjuicio a la imagen de mi familia y de la Casa de su majestad el Rey, que nada tienen que ver con mis actividades privadas".

"Informo asimismo de que he designado asesor jurídico y portavoz a don Mario Pascual Vives, letrado del Colegio de Abogados de Barcelona, que será la persona autorizada a hablar en mi nombre", concluye la declaración.

Por su parte, la Casa del Rey dijo ayer que no va a hacer ninguna declaración sobre el comunicado de Urdangarín. Las palabras del yerno del Rey llegan dos días después de que la casa real asegurara, según fuentes del Palacio de la Zarzuela, que no pretende desvincular a las infantas Elena y Cristina ni al marido de esta como integrantes del núcleo de la familia real, cuya composición está regulada por ley.

La Zarzuela aclaraba que la disminución de las actividades institucionales de las infantas y del duque de Palma no tienen nada que ver con su pertenencia a la familia real ni con la pieza del caso Palma Arena en la que se investiga el presunto desvío de fondos públicos a una fundación, el Instituto Nóos, cuando la presidía Urdangarín.

Ayer no fue la primera vez que Urdangarín se pronuncia sobre las informaciones publicadas: el pasado 11 de noviembre, también desde Washington, donde reside con su familia, afirmó que defenderá "su honorabilidad e inocencia" en relación con su gestión al frente del Instituto Nóos.

Fuentes del PSOE y PP reiteraron ayer, por su parte, su respeto a las decisiones judiciales de forma general y, en particular, en el caso Palma Arena, así como a las actuaciones que emprenda Urdangarín.