08 de septiembre de 2018
08.09.2018
La Opinión de A Coruña

El juez archiva las revelaciones de Corinna sobre sus vínculos con Juan Carlos I

El magistrado cierra la investigación de las cintas de Villarejo y achaca "a la ruptura de la relación" las acusaciones de la amiga del rey

08.09.2018 | 02:11

El juez de la Audiencia Nacional Diego de Egea considera que las revelaciones de Corinna Zu Sayn-Wittgenstein sobre sus relaciones con el rey emérito Juan Carlos I carecen de respaldo probatorio y pueden ser el resultado de "la ruptura de la relación de amistad" entre ambos. Por esta razón, el magistrado decidió archivar la investigación de un posible delito de descubrimiento y revelación de secretos y cohecho en el que aparecía como imputado el excomisario José Villarejo, el único investigado en esta pieza denominada Carol.

De Egea se adhiere al criterio de la Fiscalía al archivar la pieza del denominado Caso Tándem sobre las revelaciones de la amiga de Juan Carlos I en una conversación con el excomisario Villarejo en la que implicaba al ahora rey emérito en operaciones económicas encubiertas y lo acusaba de haberla utilizado como testaferro para tapar sus negocios fuera de España.

El juez señala que solo existe el relato de la amiga del monarca y que en los documentos analizados no hay ningún dato que justifique esas manifestaciones. En la conversación, registrada en 2015 en la casa de Corinna en Londres, "aquella señora pone de manifiesto unos actos que supuestamente había llevado a cabo don Juan Carlos I, siendo Rey de España, aproximadamente entre los años 2009 a 2012", período en el que el rey emérito estaba amparado por la inviolabilidad.

La amiga del monarca emérito alude a un terreno en Marruecos a su nombre cuyo propietario sería en realidad Juan Carlos I, además de cuentas en Suiza de las comisiones que don Juan Carlos supuestamente percibió por el contrato del AVE en Arabia Saudí adjudicado en 2011 a empresas españolas. El juez no aprecia "la existencia de actos de ocultación, transmisión o transformación del patrimonio obtenido merced a ninguna defraudación".

Si Corinna, añade, recibió dinero o bienes del monarca pudo haber sido "de mutuo acuerdo en base a su relación de amistad", y destaca que la amiga del rey emérito vivía en Mónaco, "país con importantes beneficios y exenciones fiscales".

En cuanto a si pudo producirse un delito de descubrimiento y revelación de secretos por la filtración de la conversación a los medios el juez concluye que se desconoce si la grabó Villarejo y que es una charla "distendida" entre personas que hablan "de forma voluntaria y sin que exista ningún tipo de presión". De Egea no cree que Villarejo filtrara los audios ya que lleva en prisión provisional desde noviembre de 2017.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook