13 de octubre de 2018
13.10.2018

El PNV negociará con vocación de "aportar estabilidad" al Gobierno

Los vascos ven "lógico" que el PSOE buscara antes el acuerdo con Podemos - Casado cree que los nacionalistas "no tragarán"

13.10.2018 | 01:46
Aitor Esteban.

El PNV reclamará al Gobierno de Pedro Sánchez que cumpla los compromisos adquiridos por el Ejecutivo de Mariano Rajoy y realizará "nuevas demandas" de la sociedad vasca para apoyar los Presupuestos Generales del Estado de 2019. Pero enfocará la negociación con voluntad de "aportar estabilidad" al gabinete socialista, con planteamientos hechos desde "la sensatez y la responsabilidad política". Fuentes de la ejecutiva peneuvista reconocieron ayer a Europa Press que aún no han recibido ninguna llamada para hablar de las cuentas. Eso sí, precisando que tampoco pretenden "meter prisa": a los nacionalistas vascos les parece "lógico" que el Gobierno de Sánchez haya buscado primero el acuerdo con Unidos Podemos. Cuando el PSOE les convoque, se sentarán y hablarán de los Presupuestos. Y al igual que Unidos Podemos, que "legítimamente" ha incorporado reivindicaciones de su agenda al acuerdo suscrito con el PSOE, harán lo propio, pero siempre "desde la responsabilidad política, siendo conscientes de que hay que llegar a acuerdos a muchas bandas". En ese aspecto, según las fuentes consultadas, la situación en la que se encuentra Sánchez es muy parecida a la de su predecesor, Mariano Rajoy, y lo que el PNV persigue ahora al aportar "estabilidad" al Ejecutivo del PSOE es "lo mismo" que pretendió en su día con el Gobierno del PP. De momento, los nacionalistas vascos no quieren revelar qué "nuevas demandas" plantearán a Sánchez para respaldar sus cuentas, más allá de decir que forman parte de "la agenda vasca".

No obstante, entienden que, si los Presupuestos salen adelante con el respaldo de sus cinco diputados, el Gobierno "adquiere estabilidad" y se generaría "un clima más positivo" para avanzar en otras cuestiones; así, las competencias pendientes de transferir, que el Parlamento vasco cifró en 37, y para lo que el Ejecutivo de Íñigo Urkullu demanda que se fije un calendario.

Sánchez dijo ayer que empezará a negociar con nacionalistas e independentistas después de presentar en el Congreso el proyecto presupuestario, a finales de noviembre o principios de diciembre. Y sostuvo que no es mas difícil obtener el apoyo de "ERC que el del PDeCAT".

Entre tanto, el presidente del PP, Pablo Casado, afirmó que el PNV no dará su visto bueno al acuerdo de cuentas entre el PSOE y Podemos, sobre todo, en lo tocante a fiscalidad. "Le va a costar mucho tragar eso". Casado descalificó lo acordado por Sánchez y Pablo Iglesias: "Los presupuestos son una broma por el contenido, por la forma, por el socio, por el techo de gasto... Cualquier día nos presentan los presupuestos por Twitter".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook