27 de noviembre de 2018
27.11.2018
La Opinión de A Coruña

Interior acerca a cuatro etarras y dos presos del Grapo, uno Silva Sande

Batet contradice a Marlaska y anuncia un calendario de traspasos al País Vasco para antes de final de año que incluirá Prisiones

27.11.2018 | 01:35
Fernando Grande-Marlaska.

Instituciones Penitenciarias, que depende del Ministerio del Interior, ha ordenado el traslado de cárcel de cuatro presos de ETA y otros dos del Grapo, entre ellos Fernando Silva Sande. Los seis cumplen condena por terrorismo, pero ya se han desvinculado de las organizaciones en cuyo nombre cometieron sus crímenes.

Silva Sande y Jesús Merino del Viejo son los antiguos miembros del Grapo que serán trasladados de la cárcel madrileña de Soto del Real a la de Teixeiro, en A Coruña, el primero, y de la de Aranjuez al Centro de Inserción Social Victoria Kent, el segundo.

Sande fue coordinador de los comandos del Grapo y fue condenado, entre otros delitos, por el secuestro del empresario Publio Cordón y por varios asesinatos.

Por su parte, Mikel Orbegordo, Francisco Javier Chimeno, Igor González Sola y Jorge Fraile Iturralde son los presos etarras que cumplen condena por delitos de integración en organización terrorista, intentos de asesinato, tenencia de explosivos o colaboración con banda armada.

Chimeno, que se ha comprometido a no volver a utilizar la violencia, será trasladado del centro penitenciario Alicante II a la prisión de Burgos. Fraile Iturralde, que fue condenado a 25 años, ya había alcanzado las tres cuartas partes de su condena en enero de 2017 y será trasladado de la cárcel de Badajoz a la de El Dueso, en Cantabria. González Sola, sentenciado a 20 años de cárcel, terminará de cumplir condena en la cárcel madrileña de Soria, a la que es trasladado desde la de Valdemoro. Por último, Mikel Orbegordo, que ha cumplido ya las tres cuartas partes de su condena de 12 años, será acercado desde la cárcel de Badajoz a la de Valladolid.

Mientras tanto, la ministra de Política Territorial, Meritxell Batet, anunció ayer que el Gobierno elaborará antes de que acabe el año un calendario de traspaso de las materias pendientes de transferir al País Vasco, que incluirá Prisiones, pero no la gestión del régimen económico de la Seguridad Social.

El portavoz del Gobierno vasco, Josu Erkoreka, dijo que no renuncian a esta competencia, pero por ahora no piensan "apremiar" al Ejecutivo central.

El traspaso de Prisiones ha sido objeto de cierta controversia en los últimos días ya que el ministro del Interior Fernando Grande-Marlaska, fue desautorizado el viernes por la portavoz del Gobierno Isabel Celaá, tras decir que la citada transferencia no estaba en la agenda. El ministro matizó posteriormente que no está en la agenda "inmediata". Ayer, la ministra Batet volvió a enmendarle la plana.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook