Puigdemont no gozará de inmunidad automática en caso de ser elegido eurodiputado en las euroelecciones del 26 de mayo, en las que encabeza la lista de JxCat. Así lo precisaron ayer los servicios jurídicos del Parlamento Europeo „PE„ en un informe en el que concluyen que si el expresidente catalán resultase elegido tendría que regresar a Madrid para acatar la Constitución y, acto seguido, poder ser incluido en la lista de electos comunicada por España a la Eurocámara.

Figurar en esa lista le permitiría participar en la sesión constitutiva de la nueva eurolegislatura, que se iniciará el 2 de julio a las diez de la mañana. A partir de ese momento, Puigdemont sí gozaría de inmunidad. El informe resalta también que la presencia en España para jurar la Constitución, trámite imprescindible, debe ser "física", lo que descarta cualquier intento de hacerlo por vía telemática. El texto se refiere en términos generales a los españoles que tengan procedimientos criminales abiertos y a sus opciones de concurrir a las elecciones, en referencia tanto a los líderes independentistas huidos como a los que se encuentran en prisión. Para Puigdemont y los otros huidos, se afirma que "un candidato con una orden de detención nacional en España puede ser candidato". Ahora bien, al ser inexcusable su presencia en Madrid para acatar la Constitución y poder ser incluido en la lista de eurodiputados, Puigdemont corre el riesgo cierto de ser arrestado. "Si fuera detenido en ese momento, las autoridades españolas tendrían que autorizar que pudiera cumplir estos trámites. Sin esa autorización, la recogida del escaño dependería de las autoridades judiciales españolas", añade el texto en sus conclusiones.

También ayer se informó de que la Comisión Europea „CE„ rechazó definitivamente el registro de la asociación belga CATGlobal que el entorno de Puigdemont intentó oficializar en enero como grupo de presión „ lobby„ ante las instituciones de la Unión Europea „UE„. "CATGlobal ha sido retirada del Registro de Transparencia tras no proporcionar la información necesaria para el registro", informó a Efe una fuente europea conocedora del proceso. El 14 de enero se tramitó en el portal comunitario el registro de esa asociación sin ánimo de lucro con sede en el mismo chalet de la localidad de Waterloo donde Puigdemont tiene fijada su residencia en Bélgica. Se trata también del inmueble donde está inscrita la sede del llamado Consell per la República.

En el proceso de inscripción se describía a CATGlobal como organización no gubernamental sin ánimo de lucro, cuyo objetivo es "favorecer, difundir y realizar iniciativas" susceptibles de "promover" y "apoyar el desarrollo y la realidad social de la comunidad catalana". La asociación aseguraba tener representación en Bélgica, España, Francia y Reino Unido y se interesaba en particular en actividades de la UE relacionadas con los "derechos ciudadanos" y en especial con "los derechos fundamentales como la libertad de expresión".