13 de julio de 2019
13.07.2019

Iglesias presiona a Sánchez con una consulta interna que acorta los tiempos

La formulación de la pregunta a los inscritos desata críticas en el seno deUnidas Podemos y Teresa Rodríguez la califica de "insulto a la inteligencia"

12.07.2019 | 23:48
Pablo Iglesias.

Unidas Podemos (UP) abrió ayer una consulta a la bases para determinar su posición ante la investidura de Pedro Sánchez. Son dos preguntas para que los inscritos se pronuncien hasta el jueves sobre mantener la exigencia de un Gobierno de coalición o ceder ante la fórmula tras la que se atrinchera el PSOE. Con este plazo, la formación de Pablo Iglesias acorta el plazo de negociación, que podría dilatarse hasta el mismo día de la segunda votación, el 25 de julio.

Sin esperar a los posibles contactos entre equipos negociadores, que los socialistas reclaman para elaborar un programa conjunto como paso previo antes de enfrentarse al desacuerdo sobre la composición del Ejecutivo, Podemos puso ayer en marcha la consulta a sus bases, en la que podrán participar unos 150.000 inscritos. Iglesias, molesto, rechazó ayer la posibilidad abierta por Sánchez de que al Ejecutivo se incorporen miembros de Podemos sin perfil político. "No es serio" lanzar propuestas como la de los ministros "técnicos" por los medios de comunicación, manifestó en una entrevista televisiva, al tiempo que insistió en una negociación sobre programas, presupuestos y equipos, algo para lo que, asegura, su formación está preparada desde hace dos meses.

La consulta a los inscritos consta de una pregunta: "¿Cómo deben votar los diputados de Podemos en la sesión de investidura de la décimo tercera legislatura?". Como respuesta se ofrecen dos posibilidades. La primera opción define la posición de la dirección del partido: "¿Para hacer presidente a Sánchez es necesario llegar a un acuerdo integral, programático y de equipos sin vetos donde las fuerzas de coalición tengan una representación claramente proporcional a sus votos?". La segunda opción abre la puerta a la abstención, que convertiría en fallida la investidura, y refleja la posición del PSOE. "¿Para hacer presidente a Sánchez ya sea mediante el voto a favor o la abstención basta con la propuesta del partido socialista, es decir, un gobierno diseñado únicamente por el PSOE, colaboración en niveles administrativos subordinados al gobierno y acuerdo programático?", se plantea como alternativa.

Los términos de la consulta constituyen "lamentablemente un verdadero insulto a la inteligencia", según la líder de Podemos en Andalucía, Teresa Rodríguez. La dirigente, ahora de baja por maternidad y muy crítica con la ejecutiva de Iglesias, anticipa que no participará en la consulta interna "por la forma" en que está planteada. "Las opciones son abiertamente tendenciosas. La pregunta debería ser: pacto de gobierno con el PSOE sí, no o abstención, y dar los detalles del pacto que se somete a consulta", apuntó ayer Rodríguez en las redes sociales.

Desde el PNV, otro de los apoyos indispensables para que la investidura de Sánchez prospere, su portavoz en el Congreso, Aitor Esteban, considera que "construir un gobierno" empezando por el reparto de cargos es "realmente complicado", por lo que reconducir las conversaciones y alcanzar un acuerdo "va a exigir" a PSOE y a Unidas Podemos "tragar algún sapo".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook