15 de octubre de 2019
15.10.2019
La Opinión de A Coruña

Batalla campal en El Prat antes del desalojo de los últimos manifestantes

Miles de personas se congregan en las cuatro capitales catalanas, 25.000 de ellas en Girona || Se suspendió un centenar de vuelos

15.10.2019 | 00:57
Una de las numerosas cargas de los Mossos registradas ayer en El Prat.

El aeropuerto de El Prat, en el que se suspendió ayer un centenar de vuelos, quedó casi en calma en torno a la pasada medianoche después de una última carga de los Mossos d'Esquadra contra grupos de individuos que habían levantado barricadas y lanzado objetos a los agentes. En total fueron entre 6.000 y 8.000 los viajeros que, a lo largo de la jornada de ayer, quedaron totalmente aislados y desorientados en mitad de unos tumultos que obligaron a la policía autonómica a cargar en repetidas ocasiones.

Al menos medio centenar de lugares, en las cuatro provincias catalanas, fueron escenario de altercados a lo largo del día, especialmente cortes de carreteras. El último del que se tenía noticia anoche ocurrió en torno a las diez en la AP-7 a la altura de Tarragona. El número de heridos, sólo en Barcelona fue de al menos 78.

Al caer la tarde llegó el momento de las concentraciones junto con los "saltos" esporádicos de algunos grupos vandálicos. En Girona, fueron unos 25.000 los concentrados, que escucharon a la diputada de ERC en el Congreso Montse Bassa la lectura de una carta de su hermana, la exconsejera Dolors Bassa, una de las condenadas. En Lleida fueron 7.000 los manifestantes y en Tarragona también se concentraron varios miles de personas.

En Barcelona, donde miles de personas se reunieron en la plaza de Sant Jaume, ante la sede de la Generalitat, seguían registrándose disturbios poco antes de la medianoche en la Vía Laietana, ante la jefatura superior de la Policía. Seis mil personas se manifestaron desde Sant Jaume hasta la plaza Urquinaona, pasando por la céntrica sede policial. Un pequeño grupo de manifestantes lanzó objetos a los agentes, lo que fue respondido primero con una carga breve, hacia las 20.00 horas, y una hora después con una actuación mucho más contundente.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook