23 de octubre de 2019
23.10.2019
La Opinión de A Coruña

El Parlament reta al Constitucional con la defensa del derecho de autodeterminación

Torrent, tras los pasos de Forcadell, dice que "asumirán todas las consecuencias" || Torra condena "todas las violencias" y pide investigar las cargas de los Mossos

22.10.2019 | 23:20
La Mesa del Parlament, ayer, reunida.

La Mesa del Parlament desafió ayer al Tribunal Constitucional (TC) al dar paso a una propuesta de resolución pactada por los tres grupos independentistas en defensa del derecho de autodeterminación. El presidente de la Cámara, Roger Torrent, asume así el programa de su predecesora, Carme Forcadell, condenada a 11 años de prisión por el Supremo: "Si hay consecuencias desde un punto de vista judicial y, por tanto personal, de los miembros del Parlament y de su presidente, las asumiremos. Asumiremos todas las consecuencias que conlleve defender que aquí se pueda hablar de todo", avisó Torrent en su desafío más claro hasta la fecha al Constitucional.

La propuesta de resolución fue tomada por el PSC y los comuns como el "último intento" del independentismo de aparentar unidad. E incluso la CUP, uno de los tres firmantes del texto „la esperada respuesta institucional a la sentencia del procés„, considera que "llega tarde y es de mínimos". Tanto es así que teme que solo sirva "para lavar la cara a un Govern que es corresponsable de la represión". Con todo, la CUP alabó a la Mesa por "asumir un riesgo inaudito pero no novedoso, al negarse a censurar las propuestas de los grupos parlamentarios, porque la presidenta Carme Forcadell ya ha sido condenada por lo mismo".

Junts per Catalunya (JxC), ERC y la CUP argumentan en la propuesta que el Parlament "ha aprobado decenas de resoluciones políticas sobre el derecho a la autodeterminación desde el año 1989 sin que esto haya sido objeto de persecución y censura por parte de las instituciones del Estado. Y se compromete a seguir haciéndolo si esta es la voluntad de los diputados y diputadas".

Frente a los avisos del TC, la propuesta reivindica el derecho de los diputados a "poder debatir sobre todos los asuntos que interesan a la ciudadanía, incluidos el derecho a la autodeterminación, la monarquía o la soberanía". Los letrados del Parlament desaconsejeron la tramitación del texto precisamente porque puede hacer incurrir a la Mesa en desobediencia, dado que la semana pasada el TC instó a sus miembros a no pronunciarse nuevamente sobre asuntos ya suspendidos o anulados por la corte.

Entre tanto, el president Joaquim Torra telefoneó por cuarto día consecutivo a Pedro Sánchez para pedirle una reunión y dialogar "sin condiciones". Pero, como en los días previos, el presidente del Gobierno en funciones no cogió la llamada. Eso sí, en un mitin en Huelva, Sánchez le hizo una recomendación: "Si quiere hablar, que lo haga primero con los catalanes, sobre todo con los que no piensan como él". Y "si tiene que hacer llamadas, que lo haga a la convivencia".

La portavoz del Partido Popular en el Congreso, Cayetana Álvarez de Toledo, exigió al Gobierno que recurriera ayer mismo la tramitación de la propuesta de resolución, validada por la Mesa pero aún no votada en Pleno. El líder de Ciudadanos, Albert Rivera, fue aún más lejos al reclamar que la votación ni siquiera llegue a realizarse al ser constitutiva de "desobediencia al Constitucional" y ser "inadmisible en democracia".

Torra, por otra parte, compareció para pedir una investigación interna en los Mossos d'Esquadra que depure responsabilidades en el cuerpo si ha habido cargas que no se han ajustado a los protocolos y proclamó que condena "todas las violencias".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook