16 de noviembre de 2019
16.11.2019
La Opinión de A Coruña

Un juez investiga el desvío de subvenciones oficiales para financiar a Puigdemont

El director de la Fundación Catmón, investigado en la causa, obtuvo ayudas

16.11.2019 | 00:00

El Juzgado de Instrucción 1 de Barcelona investiga el presunto desvío de fondos procedentes de subvenciones públicas de la Fundación Catmón y la Asociación Igman, afines a CDC, para costear gastos en Waterloo del expresidente catalán Carles Puigdemont.

En un auto del pasado mes de julio, el titular del juzgado de instrucción número 1 de Barcelona, Joaquín Aguirre, considera "muy relevante" que Víctor Terradellas, que fue responsable de Relaciones Internacionales de CDC, asegurara en una conversación telefónica, intervenida en junio pasado, que a un amigo suyo le habían pedido 100.000 euros para Puigdemont.

En otra conversación telefónica intervenida, Terradellas y Miquel Casals, condenado por asociación con banda armada, critican el escenario político catalán, consideran a Puigdemont un "fracaso" y aseguran que "quiere seguir viviendo en Bruselas de diputado e ir haciendo dinero: "el del exilio está loco porque le den un sueldo", afirman.

Terradellas fue secretario de Relaciones Internacionales de CDC, editor de revistas como ONGC y Catalan International View, y presidente de Catmón, cuya finalidad es "el conocimiento y reconocimiento de la nación catalana en la escena internacional".

Los investigadores aseguran que existen indicios de su participación "en acciones relacionadas con política exterior y contactos con personalidades extranjeras" para el apoyo de Rusia al proceso secesionista.

Terradellas cruzó varios mensajes con Carles Puigdemont el 26 de octubre de 2017, cuando el todavía presidente de la Generalitat estaba dispuesto a convocar elecciones, lo que después no hizo y propició la aplicación del artículo 155.

"No tenía ya ningún margen. Y el escenario era devastador para Cataluña. Lo siento, sé que no es ni fácil ni agradable de aceptar, pero no tenía ningún convencimiento de que lo íbamos a lograr", se disculpó Carles Puigdemont por su intención de paralizar el proceso con una llamada a la urnas que después no llegaría a producirse.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook