18 de abril de 2020
18.04.2020
La Opinión de A Coruña
Crisis del coronavirus

El Govern concreta el fin del confinamiento infantil sin tener competencias

La propuesta choca con el encierro total que defendía Quim Torra hasta hace unos días

18.04.2020 | 19:08
Un niño aburrido en el balcón de su casa, en Madrid.

La Generalitat ha especificado su plan para que los niños y adolescentes puedan abandonar unas horas al día el confinamiento domiciliario. Pese a las concreciones que han ofrecido los 'consellers' Miquel Buch y Alba Vergés, es un proyecto que debe tomarse con todas las prevenciones. Primero, porque el Govern no tiene competencias para aplicarlo, solo para sugerir su implantación al Gobierno español, que es quien debe hacerlo. Segundo, porque no se ha concretado exactamente cuándo se podría empezar a aplicar.

En su línea de actuación desde que empezó la crisis sanitaria provocada por el coronavirus, los 'consellers' han presentado el plan como si fuera una realidad consolidada. Solo después, a preguntas de los periodistas, han admitido que todo depende de la decisión que tome el Gobierno, que lleva días estudiando cómo aliviar el confinamiento de los menores. El presidente de la Generalitat, Quim Torra, comentará el proyecto este domingo con el presidente Pedro Sánchez en la reunión semanal entre el jefe del Ejecutivo central y los líderes autonómicos.

Si el Gobierno aprueba un plan similar en los próximos días, la Generalitat podrá decir que se adelantó a ese anuncio; si no lo hace, tendrá otro argumento para seguir criticando su actuación durante la crisis.

De entrada, el responsable del comité técnico que asesora al Gobierno, Fernando Simón, fue este sábado mucho más prudente que la Generalitat. "Para que los niños puedan salir a la calle necesitamos un número de nuevos casos diarios suficientemente pequeño como para que no vuelva a explotar la epidemia. Estamos cerca pero lo tenemos que evaluar día a día", dijo durante un encuentro virtual precisamente con niños.

Los expertos médicos de la Generalitat han dado el visto bueno a un plan que, según el Govern, podría empezar a aplicarse "a una semana vista, o un poco antes", sin más concreciones. Los menores entre cero y 16 años deberían salir acompañados. Los adolescentes entre 16 y 18 años podrían salir sin necesidad de un adulto, pero siempre bajo el cumplimiento de las medidas de seguridad, bajo la responsabilidad de sus padres o tutores. Las unidades familiares podrían salir juntas.

Salidas por franjas horarias

Siempre según este plan a la espera de aprobación, estas salidas serían escalonadas. De 12.00 a 14.00 horas, tendrían autorización familias con niños hasta 6 años. De 16.00 a 18.00 horas, los que tengan a cargo menores de seis a 16 años. De 18.00 a 20.00 horas, familias con jóvenes mayores de 16 años. "En el caso de que tengan más de un menor en diferentes franjas, está previsto que elijan una de ellas", ha explicado Vergés.

Buch ha especificado algunos otros puntos de la propuesta, como que se podrían utilizar los jardines públicos pero no los parques de juego, que se tendría que llevar la "declaración autorresponsable" (un documento que creó la Generalitat y que nunca ha sido obligatorio), que no se podría "comer ni beber" durante las salidas y que, como los paseos serían a destinos cercanos al domicilio, no se podría utilizar ni vehículo particular ni transporte público en esas franjas. Los niños tampoco podrían entrar en los comercios.

Encuentros entre familias

Además, se permitirían "encuentros casuales" entre dos familias durante esas salidas, siempre que se mantenga la distancia de dos metros entre ellas y que se alarguen por un máximo de 10 minutos. La Generalitat dice que su plan es "adaptable al territorio", porque "no es lo mismo Barcelona que un pueblo pequeño", y "reversible" si la mejora de la situación sanitaria no se consolida.

La propuesta de la Generalitat también genera dudas de coherencia con respecto al mensaje que ha mantenido hasta ahora. El 'president' Torra ha sido desde hace semanas el abanderado del confinamiento total, y ha criticado duramente al Gobierno por haber suavizado esta semana las medidas con respecto a los trabajadores de sectores no esenciales.

Dudas sobre la coherencia del Govern

"No creemos que el plan sea contradictorio con el confinamiento total. No decimos que los niños salgan libremente, sino que son un colectivo vulnerable y que hay que tomar medidas como están tomando en otros países: se trata de salir a dar una vuelta. No tiene sentido que permitamos a los padres salir a trabajar y exponerse y en cambio que estos niños no puedan salir a dar una vuelta a la calle. No hablamos de mezclarse con otros niños", ha dicho la portavoz del Govern, Meritxell Budó. Después ha añadido: "Desgraciadamente no tenemos las competencias finales para tomar la decisión, pedimos que se escuche la propuesta".

En el mismo sentido, el 'conseller' Buch ha dicho que no se plantean que el Gobierno no acepte la propuesta de la Generalitat, y que está seguro de que la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau –que hace unos días se mostró partidaria de suavizar el confinamiento de los menores- dará apoyo al Govern.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook