20 de mayo de 2020
20.05.2020
La Opinión de A Coruña
Crisis del coronavirus

Simón admite que no se obligó a usar mascarillas antes por la escasez

"Éramos prudentes a la hora de hacer recomendaciones que no se podían cumplir", ha dicho

20.05.2020 | 18:46
Fernando Simón.

El director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias (CCAES), Fernando Simón, ha comentado este miércoles por qué el Gobierno no optó por hacer obligatorio el uso de mascarillas en los momentos más acuciantes de la pandemia de Covid-19, cuando se registraban más casos al día.

"En una situación de escasez de mascarillas, éramos muy prudentes a la hora de hacer recomendaciones que no se podían aplicar. Desde que se inició la pandemia hemos tratado de ser muy realistas con las medidas de control. Hemos tenido mucha prudencia con utilizarlas o no", ha justificado en rueda de prensa tras el Comité de Gestión Técnica del Coronavirus.

Simón ha señalado que existía un "problema importante" a la hora de acceder a las mascarillas en un mercado donde cada país quería hacerse con ellas. En cualquier caso, ha defendido que su utilización no habría modificado sustancialmente el curso de la pandemia, ya que, a su juicio, "la medida más eficaz" sigue siendo la distancia de seguridad.

"Las mascarillas ayudan mucho pero no es el factor clave. Cuando no se pueden mantener las distancias, las mascarillas empiezan a ser más importantes", ha argumentado el experto, quien ha insistido nuevamente en la importancia de seguir las medidas sanitarias para contener la pandemia durante la fase de desescalada.

En cuanto al uso obligatorio de mascarillas a la hora de hacer deporte, Simón se ha mostrado comprensivo. "Tenemos que ser razonables. Si se hace un deporte de alto esfuerzo es muy difícil hacerlo con algún tipo de mascarillas", ha explicado. En ese contexto, ha apuntado que "lo importante es llevarla en el bolsillo" para usarla una vez se finalice esta actividad deportiva para los momentos posteriores en los que no se pueda guardar la distancia de dos metros.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook