01 de junio de 2020
01.06.2020
La Opinión de A Coruña

El Gobierno negociará la prórroga con todos los grupos que no se opusieron a la anterior

Sánchez retomará el diálogo con el BNG, Cs, Bildu y el resto de partidos, salvo Vox, PP y Junts per Catalunya - Casado le acusa de formar un "mercado persa"

01.06.2020 | 00:37
Vista del Congreso de los Diputados.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, manifestó ayer su voluntad de hablar "con todos los grupos parlamentarios que no han rechazado la prórroga" anterior del estado de alarma para contar con sus votos en la sexta ampliación de este mecanismo legal, que solicitará este miércoles y que, según los planes del Gobierno, será la última. Sánchez recordó que el PP, Vox y Junts per Catalunya son los únicos que "están en el no", incluyendo así al BNG entre los grupos con los que dialogará.

El único diputado en el Congreso de los nacionalistas gallegos, Néstor Rego, se abstuvo en la quinta prórroga después de conversaciones con el Gobierno en las que, según él, hubo un "principio de acuerdo". Pedía, entre otros puntos, el levantamiento de las restricciones de movilidad entre provincias gallegas, que el Ejecutivo rechaza.

De cara a la sexta ampliación del estado de alarma, el PSOE ha alcanzado un acuerdo con el PNV, que votará a favor, y con ERC, que se abstendrá. Las declaraciones de Sánchez también expresan su voluntad de hablar tanto con Ciudadanos como con EH Bildu.

"Por supuesto que vamos a hablar con Ciudadanos, como vamos a hablar con otros grupos", manifestó, apelando a la "responsabilidad y generosidad" de "todos" los partidos porque, según ha afirmado, se necesitan quince días más de estado de alarma "para acabar de forma definitiva con la emergencia sanitaria".

Después de que se le preguntase explícitamente, Sánchez confirmó que habrá también contactos con Bildu, un partido que ya se abstuvo en la votación de la quinta prórroga después de negociaciones en las que firmó un acuerdo con el PSOE y Unidas Podemos para derogar la reforma laboral.

Tras insistir en que el estado de alarma ha sido "absolutamente fundamental" a la hora de frenar el contagio del coronavirus y su extensión por el territorio nacional, Sánchez destacó ayer que es "el único instrumento constitucional" que permite limitar la libertad de movimiento y de reunión. Por ello, agradeció "de corazón" la "responsabilidad" de todos los grupos parlamentarios que, han apoyado anteriores prórrogas.

El presidente señaló que el pasado sábado habló con el presidente de la Generalitat, Quim Torra, "para explicarle el diseño del estado de alarma" en la que sería la sexta y última prórroga del estado de alarma. "Me dijo que no lo veía, que no era necesario", añadió, lamentando discrepar con él en esta cuestión porque, según ha destacado, este instrumento es el que permite la restricción de la movilidad. De esta manera confirmó que el partido de Torra, Junts per Catalunya, volverá a rechazar que se prolongue el estado de alarma.

El líder del Partido Popular, Pablo Casado, opuesto a la prórroga, acusó a Pedro Sánchez de romper la igualdad entre los españoles debido a su búsqueda de apoyo en grupos nacionalistas y de convertir la negociación del estado de alarma en un "mercado persa" para "tapar su nefasta gestión" de la crisis del coronavirus.

Casado, que ha subrayado en su cuenta de Twitter que esta crisis ha costado 40.000 víctimas y cuatro millones de parados, ha dicho que Sánchez "rompe la igualdad entre españoles dando a los nacionalistas del País Vasco, Navarra y Cataluña lo que niega al resto", en referencia al PNV y a ERC.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook