"La política no para mientras estamos de permiso". Las palabras de la ministra de Igualdad, Irene Montero, justificando la expulsión de Teresa Rodríguez del grupo parlamentario de Adelante Andalucía durante su baja de maternidad han generado polémica. La líder andalucista de Anticapitalistas y la número dos de Podemos se enzarzaron ayer en una discusión en Twitter. Políticas de todos los partidos afearon las palabras de Montero.

Podemos e Izquierda Unida solicitaron el miércoles la expulsión de Rodríguez del grupo parlamentario de Adelante Andalucía, acusándola de "transfuguismo" por mantener el escaño tras haberse dado de baja de la formación morada y, por lo tanto, no pertenecer a ninguno de los partidos que formaban la coalición. Terminaban así meses de tensión en el seno de la formación andaluza. Un enfrentamiento que ayer se llevó hasta el ámbito mediático. Preguntada por la expulsión de Rodríguez y por el hecho de que se realizara durante su baja de maternidad, la ministra de Igualdad señaló que "la política no para" mientras las gente está de permiso. Para defender este argumento puso su propio caso como ejemplo: "Yo he tenido dos embarazos muy seguidos y siempre asumiendo responsabilidades políticas".

"Con este argumento un empresario le puede decir a una trabajadora la fábrica no para por tu permiso de maternidad. A la calle", le espetó la líder de Anticapitalistas a Montero en las redes. También señaló que la actitud de la ministra "hace daño" a todas las mujeres.