28 de enero de 2019
28.01.2019

Más de 2.000 kilómetros de red secundaria estarán limitados desde mañana a 90 km/h

La DGT se propone reducir en un 10% la accidentalidad mortal en las carreteras convencionales, que en Galicia suman casi el 90% de los muertos en la red viaria

28.01.2019 | 00:32
Más de 2.000 kilómetros de red secundaria estarán limitados desde mañana a 90 km/h
Más de 2.000 kilómetros de red secundaria estarán limitados desde mañana a 90 km/h

A partir de mañana habrá que prestar más atención al velocímetro. En más de 2.000 kilómetros de la red secundaria en Galicia se rebajará el máximo genérico de velocidad, hasta ahora en 100 kilómetros por hora. Para turismos y motocicletas el límite fijado por la DGT será de 90 km/h, mientras que camiones y furgonetas no podrán sobrepasar los 80 km/h y para los autocares que dispongan de cinturones de seguridad en sus asientos, la limitación será a 90. La modificación fue aprobada hace un mes en Consejo de Ministros con el objetivo de reducir un 10% los accidentes en las carreteras convencionales, las más peligrosas ya que en Galicia son escenario de casi el 90% de los siniestros mortales -casi 15 puntos por encima de la media nacional-.

España era hasta ahora uno de los seis únicos países europeos que mantenía el límite máximo a 100 km/h en la red secundaria, junto con Rumanía, Polonia, Irlanda y Austria. A 90 km/h se tendrá que circular en unos 10.000 kilómetros de las carreteras convencionales de España, sumándose así a Bélgica, Croacia, Grecia, Italia y Portugal. Y por debajo de este límite, a 80 km/h, se encuentran Suiza, Noruega, Países Bajos, Malta, Francia, Finlandia o Dinamarca.

Esta reforma en los límites de velocidad en las carreteras secundarias era una asignatura pendiente de la legislatura pasada en la que ya había empezado a trabajar el Gobierno del PP, con un borrador que fijaba el límite genérico a 90 km/h, con tramos a 70 (vías secundarias estrechas con marca longitudinal de separación en ambos sentidos) y también a 50 (en los tramos donde esta marca no estuviera pintada).

Desde finales de diciembre, los titulares de las vías, desde el Ministerio de Fomento hasta la Xunta, las diputaciones y los concellos se han echado a la carretera para actualizar las señales de tráfico y, con esta reducción en el límite, contribuir a rebajar la tasa de 39 muertos en siniestros viarios por cada millón de habitantes en España.

La modificación de la limitación de la velocidad máxima de 100 a 90 kilómetros por hora en las carreteras secundarias ha obligado a cambiar una 600 señales en la comunidad gallega (450 en carreteras de titularidad autonómica y casi 150 en vías gestionadas por Fomento).

Este trabajo a pie de campo tendrá hoy su colofón con un acto simbólico para cambiar la última señal. En Madrid, el director general de Tráfico, Pere Navarro, y su homólogo en Carreteras, Javier Herrero, lo harán en la N-VI en Collado Villalba. En Galicia, la colocación se hará en Betanzos, en la N-VI en sentido Lugo, en un acto que estará presidido por el delegado del Gobierno, Javier Losada, junto con el jefe de la Demarcación de Carreteras del Estado en Galicia, Ángel del Río, y la jefa de Tráfico de A Coruña y coordinadora de los centros territoriales de Galicia, Victoria Gómez Dobarro.

En la comunidad gallega, la velocidad es un factor concurrente en el 30% de los accidentes. No pisar el acelerador más de la cuenta, evitaría uno de cada tres muertos en carretera y la rebaja en las convencionales a 90 km/h permitirá reducir la accidentalidad mortal en torno a un 10%, según las previsiones de la DGT, Por exceso de velocidad, más de 2.700 conductores son sancionados en Galicia cada mes con la retirada de entre dos y seis puntos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Elecciones Generales 2019

Domingo 10 de Noviembre de 2019, España

Congreso de los Diputados