17 de octubre de 2019
17.10.2019
La Opinión de A Coruña

Galicia recibirá los 330 millones de Hacienda en pagos fraccionados antes del 10-N

Las entregas a cuenta llegarán repartidas al 50% en noviembre y diciembre

16.10.2019 | 20:29

La ministra de Hacienda en funciones, Mª Jesús Montero, avanzó ayer que las entregas a cuenta a las comunidades autónomas se empezarán a entregar "en los primeros días de noviembre", antes de las elecciones generales del 10-N, y de forma fraccionada entre el próximo mes y diciembre. "Espero que nadie lo tache de electoralista", recalcó.

Hacienda liberará el importe correspondiente a la actualización de las entregas a cuenta (a Galicia le corresponden 330 millones) entre noviembre y diciembre, ya que habitualmente se efectúa de forma fraccionada al 50%.

Con estos fondos, "no tendrán ningún problema con el pago a proveedores", garantizó, y en cumplir con las partidas sociales ya presupuestadas para 2019 e incluso gastadas. La ministra destacó el "hito" de realizar estas transferencias a pesar de los presupuestos prorrogados, algo que "(Cristóbal) Montoro nunca habría hecho", en referencia a su predecesor en el anterior gobierno del PP.

Tras los comicios, el Gobierno de Pedro Sánchez también confía en convocar el Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF) para empezar a abordar el cambio de modelo de financiación autonómica "cuanto antes", para lo que la ministra socialista ha pedido el apoyo del resto de partidos en el Congreso. El cambio de la financiación "obliga a una ley orgánica" y, en consecuencia, a "la alianza de una gran mayoría política" en el Congreso, pues "no depende de un decreto-ley o un real decreto" y "debe tener voluntad de continuidad".

En ese debate, señaló, la población es el criterio sobre el que tiene que pivotar el reparto de fondos ya que el modelo actual ha puesto de manifiesto que no se justifica ni en la insularidad, la dispersión o el envejecimiento que haya una diferencia de 800 euros de financiación per cápita entre la comunidad mejor y peor pagada. Puede haber otras variables como la población universitaria que ahora no se contempla, o la tasa de desempleo sobre el consumo de servicios sociales.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook