08 de noviembre de 2019
08.11.2019

Más de 3.000 trabajadores de Navantia urgen carga de trabajo para evitar despidos

Denuncian que tras el remate de los dos buques para la Armada australiana el próximo año, 1.500 operarios de empresas auxiliares se quedarán en la calle

07.11.2019 | 22:18
Trabajadores de Navantia y de las empresas auxiliares durante la protesta celebrada ayer en Ferrol.

El naval gallego sale a la calle ante la cada vez menor carga de trabajo. Ante la falta de nuevos contratos y la proximidad del remate de los proyectos encargados a los astilleros ferrolanos, más de 3.000 trabajadores, entre operarios de la empresa Navantia y de las compañías auxiliares, se manifestaron ayer para reclamar nuevos encargos que eviten la parálisis total del sector. En la actualidad, Navantia Ferrol construye dos buques para la Armada australiana, el primero se entregará a principios del próximo año y, el segundo, estará listo en verano.

"Reclamamos carga de trabajo, ocupación hasta el año 2020, ya que el proyecto de las fragata F-110 se ha ido retrasando, fundamentalmente por motivos políticos", denunció a tres días de las elecciones del 10-N el portavoz del comité de empresa Miguel Pol (Comisiones Obreras).

Ante esta situación, advirtió de que la comarca de Ferrol sufrirá un incremento de la tasa del paro que llegará a porcentajes de hace cuatro años, cuando rondaba el 30%.

Los trabajadores denuncian que no habrá ningún barco hasta el año 2020 y, por tanto, los operarios de las auxiliares "saldrán para la calle". El comité de empresa centra su reclamación en la construcción de un buque que tenga la ingeniería ya consolidada y que no haya que hacerla, para poder iniciar el corte de la chapa en unos meses, según informa Europa Press. Un proyecto de estas características no evitaría los desempleos que hay en la actualidad „cerca de 500 trabajadores despedidos„, pero sí permitiría su reincorporación "en pocos meses". El comité de empresa apunta a un buque del tipo AOR, como las naves que se fabrican para la Armada de Australia. "Pedimos un AOR porque sabemos que nuestra Armada necesita este barco, algo que conocemos", destaca Miguel Pol.

Según el comité de empresa, "en subactividad ya se está en algunos gremios, como aceros, que va a ir afectando poco a poco al resto", al estimar que en el mes de febrero se entregará el primero de los buques para la Armada australiana y en el verano el segundo, y que "a excepción de reparaciones y turbinas, toda la factoría va a quedar en subactividad".

A día de hoy, cifra en "1.500 los trabajadores de compañías" que tras entregar ambas unidades "se quedarán en la calle".

Los trabajadores de los astilleros ferrolanos también reclamaron mejoras en el área de reparaciones, ya que, según advirtieron, "necesita inversiones, con el compromiso de los distintos gobiernos, con nuevas instalaciones" para poder mejorar el departamento de carenas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Elecciones Generales 2019

Domingo 10 de Noviembre de 2019, España

Congreso de los Diputados