13 de febrero de 2020
13.02.2020

La presión del campo fuerza un cambio legal para evitar las ventas a pérdidas

El ministro de Agricultura ultima la reforma de la Ley de Cadena Alimentaria para imponer el factor costes de producción comocondicionante de los precios en el sector

12.02.2020 | 21:11
Un momento de la reunión ayer en Madrid del ministro Planas con responsables autonómicos de Agricultura.

Precios de 1995 a costes de 2020. Ante esta situación, el sector agroganadero de todo el país se ha visto sumido en una crisis continua que ha dejado por el camino miles de explotaciones. Ante la imposibilidad de cubrir los gastos y lograr unos contratos que garanticen la continuidad de los productores del rural, agricultores y ganaderos se echaron este mes a la calle „en Galicia la protesta ha sido convocada por Unións Agrarias para el próximo martes ante la Delegación del Gobierno„ para exigir al Gobierno central que actúe para evitar nuevos cierres de explotaciones y garantizar el futuro de las familias que viven del campo. La presión ha surtido efecto y el Ejecutivo central se ha visto forzado a mover ficha. Y lo hará con cambios legales para evitar las ventas a pérdidas. El ministro de Agricultura, Luis Planas, anunció ayer la inminente reforma de la Ley de la Cadena Alimentaria para garantizar que se cubran los costes de producción. Según Planas, esta normativa, de 2013, es "buena" pero "insuficiente".


La línea legislativa en la que trabaja el Ejecutivo es la obligatoriedad de la inclusión de los costes de producción como factor determinante para el establecimiento de precios en los contratos agrarios, una cuestión que ya se recoge en los contratos del sector de otros países europeos. Con esta modificación, el Gobierno quiere evitar la destrucción del valor de los productos agrarios a lo largo de la cadena.


En la sesión de control al Gobierno, el ministro avanzó ayer que entre las medidas que adoptará para hacer frente a la situación que atraviesa el campo figuran la inclusión de los precios de producción en los contratos, la prohibición de prácticas desleales para la producción, así como hacer públicos los expedientes sancionadores de faltas graves y muy graves, tal y como reclamaba el sector desde hace años. "Este Gobierno no les va a fallar, hemos escuchado a los agricultores y ganaderos y les hemos tendido la manos", aseguró tras reconocer como "justas" las reivindicaciones del sector.

Para el ministro, la situación de crisis por la que atraviesa el campo es una "auténtica prioridad", por lo que seguirá con la hoja de ruta establecida en la mesa de diálogo agrario, que incluye reuniones con todas las partes implicadas. De hecho, hoy se reunirá con el sector de frutas y hortalizas y la semana que viene con las cooperativas agrarias.


Tras la sesión del control al Gobierno, Planas mantuvo un encuentro con los consejeros autonómicos de Agricultura „entre ellos el conselleiro de Medio Rural, José González„, a quienes pidió coordinación para conseguir que agricultores y ganaderos reciban un precio más justo, al tiempo que animó a las comunidades a que fomenten el cooperativismo para conseguir tener un mayor peso a la hora de negociar los precios que perciba el sector por la venta de sus productos.

"Las movilizaciones nos han recordado lo importante que es para España la agricultura y la ganadería", aseguró Planas. Además, recordó a los responsables de Agricultura autonómicos, que han solicitado medidas inmediatas, que la crisis del sector agrario no es una situación que se pueda resolver en 24 horas y con una sola medida. "Necesitamos estar todos coordinados y llevar acciones que nos permita conseguir que agricultores y ganaderos perciban un precio más justo", concluyó.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Elecciones Generales 2019

Domingo 10 de Noviembre de 2019, España

Congreso de los Diputados