27 de septiembre de 2020
27.09.2020
La Opinión de A Coruña

Un centenar de concellos gastó más que ingresó el pasado año de elecciones locales

Más de un tercio entró en déficit durante 2019. En la provincia de A Coruña fueron 29, entre los que destacan Ribeira, Carballo y Sada

27.09.2020 | 01:08
Un centenar de concellos gastó más que ingresó el pasado año de elecciones locales

El pasado ejercicio fue año de elecciones locales y también, el año en el que los ayuntamientos gallegos que cerraron sus presupuestos en negativo batieron el récord de la última década, es decir con más gastos que ingresos. Si en los últimos diez años los municipios de la comunidad que entraban en déficit se movían entre los 40 de 2013 y los 82 de 2015, en 2019 la cifra se ha incrementado hasta los 99.

El aumento supone pasar del 22% del total que había en 2018 al 31% del pasado año, pero se eleva al 36% si solo se tienen en cuenta los que informaron de su situación económica. O dicho de otra forma, uno de cada tres municipios gallegos que presentaron los datos al Ministerio de Hacienda no logró equilibrar sus cuentas y gastó más de lo que ingresó, según la liquidación de presupuestos de las administraciones locales que acaba de publicar el Ministerio de Hacienda.

Todos los años que hay elecciones locales se produce un incremento de los ayuntamientos que entran en déficit. Es el momento en el que las corporaciones locales realizan las últimas inversiones para que estén frescas en la memoria de los votantes. En 2015, también hubo comicios locales y los concellos que gastaron más que ingresaron también aumentaron hasta los 82.

Esta es la parte negativa del cierre de presupuestos del año pasado. La positiva es que 175 ayuntamientos gallegos (de los 274 que han enviado a Hacienda los informes de sus liquidaciones presupuestarias) cerraron en positivo. Pero hubo otros 99 -29 en la provincia de A Coruña; 24 en la de Lugo; 26 en la de Ourense y 20 en la de Pontevedra- que terminaron 2019 con más gastos que ingresos. En porcentajes, el 35% del total de los concellos de la provincia de Lugo; el 34% de la de Pontevedra; el 30% de la de A Coruña y el 28% de la de Ourense.

Uno de cada tres consistorios gallegos -a falta de los datos de 38 ayuntamientos que todavía no han enviado los datos a Hacienda- no logró ceñirse a sus cuentas y gastó más de lo que ingresó durante el año pasado. En el primer lugar aparece el Concello de O Porriño con un desvió de 2,4 millones. Le siguieron el de Ribeira, con 2,3 millones; Marín, 1,9; Ponteareas, 1,8; y Carballo, 1,6.

En el otro lado de la balanza se sitúan los que ingresaron más que gastaron. En esta clasificación están las siete grandes ciudades. Solo la de Santiago no aparece entre los 10 primeros ya que su superávit fue de 357.000 euros. En el podio del ranking hay tres ciudades: Ourense (+22,1 millones); Vigo (+19,9) y A Coruña (10,9). Llaman la atención estas dos últimas, ya que el año anterior habían cerrado en números rojos: 2,1 millones la primera y 1,8 la segunda.

El cuarto lugar es para Lugo que en 2018 lideró la clasificación con 19,1 millones de diferencia entre ingresos y gastos. En 2019 fueron 9 a favor. En la quinta y sexta posición se cuelan dos concellos coruñeses, Arteixo y Cerceda, que tuvieron 6,1 y 2,9 millones de superávit, respectivamente.

De los 20 municipios que lograron acabar el ejercicio en positivo, 66 pertenecen a la provincia de Ourense; 65, a la de A Coruña; 43, a la de Lugo, y 40 a la de Pontevedra.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook