03 de octubre de 2020
03.10.2020
La Opinión de A Coruña

Los empresarios exigen que los fondos europeos sean para reindustrializar y formación

Cargan contra los políticos por su "desunión" y demandan un pacto de Estado: "Nuestra imagen en el exterior es mala"

03.10.2020 | 00:59
De los Mozos, Malet y Achurra conversaron con De Zulueta (en pantalla), ayer en el Foro.

Desde que la Unión Europea concedió a España 140.000 millones de euros en fondos de reconstrucción, mucho se lleva hablado de en dónde se pueden invertir, pero poco concretado. Al menos, eso es lo que piensan mentes como José Vicente de los Mozos, presidente del Renault España, Jaime Malet, presidente de la Cámara de Comercio de Estados Unidos en España, Emiliano López Achurra, presidente de Petronor, y John de Zulueta, presidente del Círculo de Empresarios. En la mesa que abrió la segunda jornada del Foro La Toja, los cuatro imperaron a ver la crisis generada por la pandemia como una "oportunidad" para invertir en formación y reindustrializar el país. De lo contrario, aseguran, sería desaprovechar la ocasión. No obstante, los empresarios mostraron su falta de confianza en la clase política actual y su descontento por la "mala imagen" que se está dando de España a nivel internacional.

De Zulueta aseguró que el dinero que llegue a España es una "oportunidad para destinar a formación". "Tenemos que transformar este país. Necesitamos más peso industrial. El turismo es magnífico, pero hemos visto que no tiene el mismo peso de la industria", manifestó el presidente del Círculo de Empresarios, que puso como ejemplo el "pleno funcionamiento" en el que se encuentran algunas fábricas de automóviles. "Necesitamos más músculo industrial y más formación profesional. Es una oportunidad que no hemos tenido en años para transformar la sociedad", insistió en una ponencia conducida por Nacho Cardero, director de El Confidencial. Asimismo, consideró que "sería un gran error dividirlo entre las 17 autonomías". "Ese café para todos sería un desastre", valoró.

Malet siguió su estela: "Hay una oportunidad para reinventarse. Hay que dotar al Estado de dos cuestiones: flexibilidad laboral y buena regulación y, sobre todo, mucha formación. Tiene que haber un trasvase de recursos de unos sectores que van a adelgazar a otros". "Y nadie está poniendo el foco en la formación", destacó.

"Aquí se habla de 140.000 millones, pero no sé habla para qué son. No es un cheque en blanco. Los planes de formación tienen que tener un componente de formación significativo. Es una financiación ligada a la reindustrialización que no podemos malgastar", comentó López Achurra. Además, el presidente de Petronor, con una dilatada trayectoria en el campo energético, a la hora de destinar los fondos se refirió a la necesidad de confeccionar una "estrategia de Estado". "Me preocupa que se estén instrumentando proyectitos", confesó quien apremia a una reconstrucción ecológica.

En este sentido, De los Mozos compartió su preocupación por que los fondos fuesen destinados a "pagar subsidios". De hecho, para él, "eso sería lo peor". "No habrá dinero para todo; hay que reindustrializar", subrayó, para acto seguido urgir la "creación de una comisión público-privada" para redactar los programas que busquen beneficiarse de esos fondos, tal y como se ha hecho en otros países europeos como Italia. Algo que apoyó Malet: "En España corremos el riesgo de que los proyectos no tengan fuerza como para que se aprueben". Y para eso considera importante "apoyar al Gobierno" y que las "fuerzas políticas vayan a una".

Sin embargo, la "fragilidad" que atraviesan las instituciones políticas en el país, centradas en otro tipo de guerrillas que no son la pandemia, del mismo modo que reflejó el presidente de la CEOE Antonio Garamendi jueves en este mismo escenario, no alienta a los cuatro empresarios. "Nuestra imagen en el exterior es mala", expresó el presidente de Renault España.

En este punto, De Zulueta salpicó la charla con el término "ineptocracia". Y verbalizó sentirse "triste" al observar que Gobierno, empresarios y partidos políticos "no están unidos" en un momento tan crítico como el actual. "Tenemos un problema sanitario, económico e institucional. Vamos a tardar en recuperarnos", espetó, para luego apostillar que "las instituciones y el Gobierno están peleando contra la monarquía". "Por favor, necesitamos un pacto de Estado y sensatez entre los políticos", exclamó. Por último, concluyó: "Tengo dudas y desconfío de que este Gobierno adjudique bien el dinero".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook