Este viernes Galicia queda en la influencia de una borrasca situada al oeste de Fisterra que deja un régimen de viento del sur con entrada de aire cálido. Así, el cielo estará parcialmente cubierto, con chubascos. Según la información publicada por Meteogalicia, dependiente de la Consellería de Medio Ambiente, el viento soplará flojo de componente sur. Las temperaturas experimentarán un ligero ascenso, de modo que en las ciudades gallegas las temperaturas máximas subirán hasta los 24 grados en Ourense y Pontevedra, mientras los valores mínimos descenderán hasta los 10 grados en Lugo, Santiago, Ourense y Ferrol.

En A Coruña este viernes se esperan valores que oscilarán entre los 12 y los 21 grados. Las precipitaciones serán más probables durante la tarde, un patrón que se repetirá en la ciudad a lo largo de todo el fin de semana, pues según las previsiones de Meteogalicia también durante las jornadas del sábado y el domingo aumentará la probabilidad de lluvias a partir del mediodía, con menos opciones de tener que recurrir al paraguas en horario matutino.

Las temperaturas en A Coruña durante este fin de semana se mantendrán en valores altos para esta época del año, con más grados el sábado, día en que se prevén hasta 24 de máxima, y hasta 22 el domingo. Las mínimas se moverán entre los 12 del viernes y los 14 de la jornada dominical.

Meteogalicia avanza que en los próximos días alternarán nubes y claros y que se esperan precipitaciones todos los días.

AVANCE PRÓXIMA SEMANA

La inestabilidad atmosférica persistirá durante la próxima semana, según el avance de la previsión de Meteogalicia. La probabilidad de precipitaciones de tipo tormentoso será alta en toda Galicia, con temperaturas que irán en progresivo descenso con el avance de la semana.