Correos comienza el preceso de digiltalización de las oficinas en las zonas rurales. Para ello ha elegido las primeras siete localidades en las que se llevará a cabo, entre ellas una en Galicia: CAtoira (Pontevedra), Benahadux (Almería), Gerena (Sevilla), Benajarafe (Málaga), Liérganes (Cantabria) y Lesaka y Los Arcos (Navarra). En total, la empresa tiene en el rural 2.295 puntos de atención al público.

En julio, estas oficinas quedarán totalmente digitalizadas y conectadas a los sistemas de Correos. Todas las operaciones de admisión y entrega de correspondencia y paquetes se registrarán en un sistema que permite una mejor identificación y seguimiento de los envíos. Por otra parte, la conexión tecnológica a la red de oficinas favorecerá la realización de operaciones en tiempo real como el giro inmediato, envío de dinero fuera del país, cobro de recibos de empresas de energía, recarga de tarjetas prepago, gestiones con la DGT o reintegros e ingresos en cuentas del Banco Santander.

Este proyecto forma parte de los 23 que ha presentado Correos al Gobierno con el objetivo de optar al reparto de fondos europeos.