El verano de 2021, que comienza el próximo lunes, será más cálido y seco de lo habitual en Galicia, según las predicciones de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), que además este año ha registrado en la comunidad gallega la segunda primavera más seca de este siglo —superada solo en el 2011— y cálida.

La delegación de AEMET en Galicia ha informado este jueves en una rueda de prensa en A Coruña del resumen climático de la primavera de 2021, situación del balance hídrico y predicción estacional para el trimestre julio-septiembre de 2021. En su intervención, el delegado de la Aemet en Galicia, Francisco Infante, ha revelado que esta primavera ha sido cálida –con una anomalía de +0,6 grados centígrados- y "muy seca".

Infante ha concretado que la temperatura más baja del periodo primaveral se registró el 9 de marzo en Xinzo de Limia (Ourense), con 6,1 grados bajo cero. Por meses, marzo fue normal en cuanto a temperaturas y muy seco; abril fue muy cálido y seco (con contrastes entre el norte y el sur debido a las tormentas) y mayo resultó ligeramente frío y húmedo respecto a precipitaciones.

El responsable de Aemete en GAlicia ha destacado una situación puntual en el suroeste de A Coruña, zona consideraba -ha remarcado- "una de las zonas más húmedas de Europa", pues el 15 de mayo se registraron en Mazaricos 199 litros por metro cuadrado en 24 horas.

En lo que llevamos del mes de junio, la temperatura ha estado por encima de los valores normales, aunque este jueves ha descendido, y en cuanto a precipitaciones ha sido "un mes muy tormentoso".

"Llevamos ocho días de tormentas, siete seguidos, cuando el promedio en junio es de siete u ocho días de tormentas al mes", ha subrayado Infante, que ha hecho alusión a la tormenta del día 13 en Ourense, un fenómeno al que llaman "reventón húmedo".

Este jueves, ha apuntado, se produce "un frente con precipitaciones continuas", pero "no muy importantes"; por lo que este viernes y este sábado quedará "la inestabilidad" asociada al fenómeno.

No obstante, el domingo por la mañana llegará otro frente "no muy activo", pero que dejará precipitaciones y cielos nubosos especialmente en el norte de Galicia y en la provincia de Pontevedra. Una vez pase el frente, a media tarde, "se irán abriendo claros".

En la noche de San Juan no se esperan precipitaciones y las temperaturas serán agradables, con mínimas de entre 10 y 15 grados, ya que el tiempo será anticiclónico.

Respecto a la predicción que hacen para este verano para Galicia, la estación será más cálida de lo normal y probablemente "más seca" de lo habitual.