La viceportavoz parlamentaria del BNG, Olalla Rodil, censuró ayer la postura del presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, que, afirma, acude a la Conferencia de Presidentes con el “cronómetro” pero sin ideas para defender Galicia.

“Lo cierto es que a menos de 24 horas no tenemos ni idea de cuál va a ser la posición de la Xunta para defender los intereses de los gallegos en esa reunión” que tendrá lugar hoy en Salamanca, reprochó Rodil en sede parlamentaria.

La diputada nacionalista lamentó que pese a la importancia que tendrá esta cita para los retos que afronta la comunidad, a Núñez Feijóo solo se le ha escuchado repetir “el argumentario que le mandan desde Génova”.

Rodil aseguró además que los grupos de la oposición no tienen “ni la más remota idea” sobre la postura que adoptará Galicia en la jornada de hoy pese a que hay otros presidentes que ya han alcanzado importantes logros antes incluso de que comenzase la Conferencia de Presidentes. La diputada del BNG se refirió así al “logro” del lehendakari, Iñigo Urkullu, que confirmó su asistencia al cónclave en Salamanca después de que el Gobierno central aceptase la convocatoria de la Comisión Mixta del Concierto Económico del País Vasco. “Mientras tanto, en Galicia tenemos a Feijóo perdido con cronómetro en mano”, ironizó Rodil.