Este miércoles las altas presiones se moverán hacia el este, virando así la circulación a norte, lo que dejará a la Comunidad gallega en la influencia de las bajas presiones. Así, se espera una jornada de cielo nublado en general, con lluvias débiles al norte. Por la noche se prevé la llegada de un frente por el noroeste con lluvias que generalizarán.

Según información publicada por Meteogalicia, dependiente de la Consellería de Medio Ambiente, el viento soplará moderado de componente norte, con intervalos fuertes en el litoral de la Costa da Morte. Por su parte, las temperaturas seguirán sin cambios significativos.

De este modo, en las ciudades gallegas las temperaturas máximas subirán hasta los 15 grados en Vigo y los valores mínimos descenderán hasta los seis grados en Lugo. En A Coruña, las mínimas serán de 10 grados y las máximas de 13.