El arquitecto municipal de Negreira (A Coruña) ha quedado absuelto por la sección primera de la Audiencia Provincial de A Coruña del delito de falsedad en documento oficial. El Ministerio Fiscal lo acusaba de firmar un acta de recepción de una obra que no se correspondía con el proyecto inicial, debido a la diferencia de metros cuadrados en la pavimentación de una pista.

El tribunal considera que “no faltó a la verdad” al firmar, en mayo de 2017, como director de obra, el acta de recepción de los trabajos de asfaltado de pistas en el ayuntamiento de Negreira. La declaración del encausado, según indican los magistrados, ha quedado corroborada “por la prueba documental y las declaraciones de testigos y peritos”.

El acusado recordó que el acta se firma como prueba de que el contratista devuelve los trabajos contratados a la administración, pero, en ese momento, no se miden las obras ejecutadas. De hecho, únicamente comprobó que las pistas se podían “usar y poner en funcionamiento”.