Las brigadas vigilarán este año que las fincas estén limpias para evitar incendios

Medio Rural habilitará un visor cartográfico para que los propietarios sepan qué parcelas les corresponde desbrozar. Crece un 17% el presupuesto en prevención

Paula Pérez

La Xunta reforzará este año la vigilancia sobre las fincas próximas a viviendas y núcleos poblados para asegurarse de que están libres de maleza. Para ello pondrá a las brigadas municipales a vigilar estos predios. Hasta ahora estos brigadistas solo se encargaban de desbrozar y de labores de extinción, pero a partir de este momento también peinarán las parcelas situadas en la franja de seguridad contra incendios para detectar incumplimientos e instar a los propietarios a gestionar la biomasa.

Los dueños de estas fincas tendrán además menos excusas para no limpiar, puesto que la Consellería de Medio Rural habilitará un visor cartográfico que permitirá a los ciudadanos consultar qué parcelas están incluidas en las franjas de seguridad contra incendios y, por lo tanto, deben estar desbrozadas.

Éstas son las novedades del nuevo Plan de Prevención de Incendios Forestales de la Xunta que estará en vigor hasta marzo de 2024 y que incrementa el presupuesto del año anterior un 17 por ciento hasta los 38,8 millones de euros.

El objetivo es desbrozar unas 60.000 hectáreas de terreno, 1.400 más que el pasado año, además de limpiar de maleza unos 5.600 kilómetros de pistas forestales y actuar sobre 4.840 puntos de agua.

Dentro de esta labor de prevención Medio Rural intensificará también las quemas preventivas, aquellas que realizan los propios brigadistas de la Xunta para eliminar carga combustible de los montes y así minimizar los fuegos forestales. Ya el año pasado, la Xunta preveía quemar 3.000 hectáreas, pero la sequía y la irrupción de los grandes incendios frenaron sus planes y solo se actuó sobre 700 hectáreas. La idea es retomar ahora esta práctica triplicando la superficie sobre la que se aplicará esta técnica hasta las 2.100 hectáreas.

“Se trata de evitar que se produzcan incendios forestales o, en caso de que se registre alguno, que su propagación sea la menor posible”, explicó ayer el vicepresidente primero y conselleiro de Economía, Francisco Conde, que sustituyó al frente del Consello al titular de la Xunta, Alfonso Rueda, que se encuentra de viaje oficial por Latinoamérica.

Concienciación

Además de las labores de prevención, Medio Rural busca sensibilizar a la población con 304 charlas en los colegios y otras 40 que se realizarán en parroquias de alta actividad incendiaria.

Conde informó además tras el Consello de la Xunta del nuevo sistema de rehabilitación y fisioterapia por realidad virtual que se va a implantar desde este verano en una treintena de residencias de mayores. Se probó de forma experimental en tres centros de A Coruña, Vigo y Ferrol y ahora se extenderá.

El Consello de la Xunta aprobó además ayudas por 9,3 millones a los concellos para prevenir la violencia de género, la igualdad y la conciliación. Y se hizo también balance de la gestión de los fondos europeos del Mecanismo de Recuperación y Resiliencia.

A Galicia le asignaron 1.283 millones de euros, pero la Xunta ingresó de momento 1.138 millones. De las partidas recibidas en 2022 se ejecutó el cien por cien. Se beneficiaron 31.000 personas —entre ellas, 7.000 autónomos—, 1.700 empresas y 200 concellos.

Suscríbete para seguir leyendo