08 de abril de 2017
08.04.2017
ARTEIXO

"Encontramos chavales que ya empiezan a andar con cocaína"

"Intentamos mostrar las consecuencias que tienen las drogas" - "Las charlas en los institutos son superinteractivas"

08.04.2017 | 01:08
El jefe de la Policía Local de Arteixo, Daniel Sánchez.

El Concello imparte charlas en los centros escolares de Arteixo para formar a los jóvenes sobre drogas y ludopatía. El encargado de hacerlo es el jefe de la Policía Local, Daniel Sánchez, que explica que el objetivo es que los estudiantes conozcan la "cruda realidad". "De lo que se trata es de dar formación", relata. Sánchez también advierte de que por ahora no ha habido un repunte en el consumo de drogas entre los jóvenes, aunque empieza a haber algún caso más serio

- ¿Por qué desde el Concello realizan estas charlas?

-Se hacen todos los años. Son charlas informativas a los menores de edad para prevenir que caigan en temas de engancharse al juego, sobre todo ahora que hay muchas facilidades para engancharse al juego a través de móviles, tablets y ordenadores.

- ¿Han detectado algún aumento en casos de ludopatía en los últimos meses?

-Lo que pasa es que cada vez las posibilidades de acceder a apuestas son mayores. Ahora vemos que en los bares empiezan a aparecer máquinas de apuestas. Antes era la típica tragaperras y ahora son máquinas para cualquier apuesta a nivel mundial. Vemos que hay un repunte a nivel nacional. De lo que se trata es de formar a los chavales para que sepan lo qué hay.

- ¿Qué les explica en las charlas a los alumnos?

-Les contamos los tipos de peligros que se pueden encontrar. Hay webs atractivas en cuanto a diseño y a colores. Y luego en la televisión sale Neymar anunciando plataformas de póker o de lo otro. Se habla de los peligros que conlleva y se les dice que como menores de edad no pueden participar en ningún tipo de juego. Y que si ven algún tipo de actividad, persona o familiar que presente este tipo de dependencia a jugar de forma compulsiva que le digan que no puede ser así. Les ofrecemos los servicios municipales o de otras entidades que hay de lucha contra la ludopatía.

- ¿A dónde pueden acudir en el caso municipal?

-A nivel municipal pueden acceder a la Policía Local para denunciar cualquier tipo de práctica que sea ilegal o cualquier comportamiento que no les parezca normal. Después en Servicios Sociales se reorientaría hacia asociaciones más especializadas que ayudan a estas personas. De lo que se trata es de dar formación para prevenir para que no lleguen a acceder a ese tipo de plataformas. Entre los chavales ninguno nos ha comunicado que tenga problemas.

- ¿Qué cuentan en las charlas de drogas?

-Normalmente voy yo a dar una parte y suelo ir con alguien de alguna asociación. Alguien que está metido en ese mundo y que ha pasado por él. Que vean la cruda realidad de ese mundo y que no vean lo que dicen sus amigos de que es la bomba y de que no pasa nada. Que vean que sí pasa algo. Que esa persona ha arruinado su vida, la de su pareja y de la de su familia. Y que no tienen futuro laboral o que tienen alguna enfermedad que les impide llevar una vida con normalidad. Se trata de hacer ver el problema con toda su crudeza.

- ¿Han detectado algunos casos en los centros escolares?

-Hay algún caso puntual, sobre todo en los institutos de gente con la que estamos teniendo problemas por consumo de cannabis y de hachís. Ya encontramos algún otro caso más irregular, que ya empiezan a andar con cocaína. Tratamos de trabajar de forma muy estrecha con los colegios y a la mínima que detectan algún comportamiento extraño de los chavales nos lo trasladan y tratamos de solucionarlo.

- ¿Nota que hay un repunte en el consumo de drogas entre los estudiantes de los institutos?

-Es una cosa cíclica. Hay unos chavales que empiezan a tener problemas en el centro, normalmente acaban expulsados y al no estar en el colegio suelen meterse en problemas. Es cíclico. Son tres o cuatro que no son capaces de reorientar su vida. No hay repunte. Sí que observamos en los chavales lo típico: los que están fumando unos porros. Intentamos trabajar en el ámbito escolar y mostrar las consecuencias que tienen las drogas.

- ¿En las charlas de drogas suelen preguntar mucho?

-Las charlas de drogas son superinteractivas. Preguntan constantemente. Es una cosa que está en el candelero continuamente. Preguntan un montón. Cuando llega la persona esta y cuenta su experiencia se hace un silencio total. Solamente hay que ver las caras. No hay ninguna asignatura en el colegio a la que se le preste tanta atención que a este tipo de charlas de drogas. Es una experiencia muy buena.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
esquelasfunerarias.es