02 de marzo de 2018
02.03.2018

Apadan retira un perro en Oza-Cesuras tras denunciar su abandono

La protectora se hace cargo del animal tras la cesión voluntaria del propietario, que se puso en contacto con la entidad tras su denuncia al Seprona

02.03.2018 | 13:21
Imagen del perro tras su retirada. / Apadan

La Asociación Protectora de Animales Domésticos Abandonados del Noroeste (Apadan) ha confirmado esta mañana la retirada del perro localizado en una finca de Oza-Cesuras que preocupaba a los responsables de esta protectora por su estado "deplorable" de abandono. Apadan, que llegó a denunciar la situación del animal ante el Seprona de la Guardia Civil, explica que el jueves a última hora recibió una comunicación de la propietaria del perro que solicitaba su retirada y su cesión voluntaria.

Miembros de la protectora contactaron por teléfono con la solicitante, que -según informa Apadan- les explicó que "a pesar de haber intentado acondicionar el lugar en el que se encontraba el animal, desconoce las condiciones en que ha de vivir el perro en su propiedad, por lo que prefiere cederlo voluntariamentea la asociación". Dos responsables de Apadan se trasladaron entonces a Oza-Cesuras para realizar la recogida del perro. Apadan añade que a las 20.30 horas del jueves el animal es retirado del lugar y trasladado a una clínica veterinaria de A Coruña, donde permanece ingresado a la espera de un diagnóstico y tratamiento.

La protectora Apadan había denunciado ante el Seprona y la Xunta la situación "deplorable" de este perro de Oza-Cesuras. A raíz de un aviso, sus integrantes se desplazaron la semana pasada al lugar y comprobaron que el can permanecía atado al muro de cierre de una finca en un "pésimo estado físico, solo, a la intemperie, sin comida y con un poco de agua en un cacharro sucio". Denuncian que, pese a la lluvia y las gélidas temperaturas de los últimos días, el animal solo disponía como cobijo de "una especie de madriguera bajo unos matorrales".

A la vista del estado del perro, Apadan realizó una segunda inspección en compañía de un veterinario, que recomendó su traslado a una clínica por la "marcada desnutrición, atrofia muscular, heridas en patas, lomo y orejas y alopecia generalizada". La protectora trasladó los hechos al Seprona el pasado viernes y, tras esperar unos días, presentó una denuncia.

NORMATIVA Y COLABORACIÓN CIUDADANA

Apadan recuerda que la nueva Ley 4/2017 de protección e benestar dos animais de compañía en Galicia prohíbe el encadenamiento de animales de la especie canina. El texto recoge además que las personas propietarias de un animal están obligadas a proporcionarles agua y cuidados relacionados con sus necesidades fisiológicas y etológicas, proporcionarle alojamiento suficiente, cómodo y seguro, a resguardo de las inclemencias del tiempo. El perro retirado en el municipio coruñés y denunciado por la asociación, no solo no cumplía ninguna de estas obligaciones, sino que se encontraba enfermo y en condiciones higiénico-sanitarias prácticamente nulas.

La protectora de animales recuerda que "la implicación de la ciudadanía es fundamental para poder continuar su labor en la protección de los animales domésticos", e insiste en que "nunca debemos callarnos ni mirar hacia otro lado ante un caso de maltrato animal".

Apadan agradece hoy en un comunicado "la difusión por parte de todos" y expresa su confianza en que este caso "sirva de ejemplo para que la gente no se calle ante un caso de maltrato animal, que denuncie, o simplemente que pida ayuda a las personas que puedan hacerlo para intentar que las cosas cambien".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

GALICIA EN VINOS

Galicia en Vinos

Todos los vinos de Galicia

Consulta aquí todos los vinos de las cinco denominaciones de origen de Galicia
 


esquelasfunerarias.es