23 de marzo de 2018
23.03.2018

La Audiencia de A Coruña absuelve a María Faraldo de prevaricación

Considera que la exalcaldesa de Betanzos no cometió delito por la contratación de un docente para el Conservatorio Municipal de Música en el curso 2009-10

23.03.2018 | 15:43
María Faraldo, el mes pasado en la Audiencia.

La Audiencia de A Coruña ha acordado la absolución de la exalcaldesa de Betanzos María Faraldo del presunto delito de prevaricación que la sentó en el banquillo el mes pasado. La exregidora acudió a la Audiencia provincial el día 6 de febrero, cuatro años después de dimitir de todos sus cargos, acusada de prevaricación y falsedad documental por la contratación de un profesor para el Conservatorio de Música de Betanzos en 2009 que facturaba sus servicios en régimen de autónomos como reparador de instrumentos y que no acreditó su titulación ante el Concello. Según ha trascendido en las últimas horas, la Audiencia absuelve a María Faraldo de los cargos por presunta prevaricación.

La exregidora y exdiputada del PP en el Parlamento de Galicia se enfrentaba a cargos de prevaricación y falsedad documental, por los que Fiscalía solicitó una pena de 4 años, 6 meses de prisión y 4 años de inhabilitación para cargo público. "Nunca tuve consciencia de que hacía algo ilegal", declaró la exalcaldesa ante la Audiencia de A Coruña, y apeló a su desconocimiento de este tipo de procedimientos: "Yo soy médico, no tengo formación jurídica y la interventora me dijo que sí se podía hacer", afirmó María Faraldo, sin concretar si le había planteado el caso concreto o en términos más genéricos. La exmandataria aseguró desconocer una notificación que Secretaría había remitió al Conservatorio en 2009, antes de la contratación, para exigir que se retirase del listado al profesor que finalmente fue contratado por otro concepto por no existir puesto vacante ni haberse celebrado el oportuno proceso selectivo.

La exalcaldesa de Betanzos mantuvo que "no conocía absolutamente de nada" al profesor y que si lo contrató fue por petición expresa del director del Conservatorio, que le propuso el candidato y su contratación bajo la fórmula de arrendamiento de servicios. Según su versión, el responsable de la escuela de música, Juan Ferrer, le había explicado que tenía "una carga de trabajo muy grande" y que precisaba "apoyo para todas sus funciones", incluida la reparación de instrumentos, "porque estaban muy viejos".

La Audiencia también se absuelve al profesor --para el que el Ayuntamiento de  Betanzos, que ejerció la acusación particular, retiró la petición de  pena-- y al que, en el momento de los hechos, era el director del  Conservatorio.

Para la Sala, "de la declaración de los tres acusados no es  posible deducir ningún acuerdo de voluntades para favorecer a una  determinada persona, al margen del procedimiento legalmente  establecido, colocar como falso autónomo al que no es otra cosa que  personal laboral saltándose los procedimientos de concurso público,  publicidad, mérito y capacitación".

Sostiene, además, que la exalcaldesa buscó "una solución urgente y  temporal al problema de sobrecarga laboral del director del  Conservatorio" y añade que "consultó" con la interventora municipal  "las condiciones de los contratos menores".

Rechaza una relación de "amistad" del director con la entonces alcaldesa, mientras que ve al profesor el Conservatorio como "víctima  de la contratación irregular". "De las que hay numerosos ejemplos  dentro del ámbito de la administración y de la empresa pública",  apostilla.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

GALICIA EN VINOS

Galicia en Vinos

Todos los vinos de Galicia

Consulta aquí todos los vinos de las cinco denominaciones de origen de Galicia
 


esquelasfunerarias.es