12 de julio de 2018
12.07.2018
CAMBRE

Cambre apuntala su historia

El Concello amplía la superficie desbrozada del castro y duplica las cabañas en la III Galaicoi, que cuenta con más participación de asociaciones y más de 50 actividades

12.07.2018 | 01:47
Presentación de la feria Galaicoi, ayer, en el castro de Cambre.

Cambre vuelve a cruzar la "línea del tiempo" de vuelta a su pasado este fin de semana en la tercera edición de la feria galaico-romana Galaicoi. El Concello ha habilitado más superficie desbrozada del castro y ha colocado treinta casetas de estilo castrexo, el doble que el año pasado, para la celebración, que contará con más de 50 actividades para todos los públicos, entre recreaciones históricas, talleres, espectáculos, música y juegos, además de un mercado de artesanos y romerías en la superficie del castro, explicó ayer el concejal de Turismo y Patrimonio de Cambre, Ramón Boga, en la presentación.

La afluencia promete incrementarse en esta edición, en la que participarán quince asociaciones, frente a las nueve del año pasado, y muchas de ellas contarán con más integrantes, que acudirán caracterizados a las comidas campestres o los distintos espectáculos. De nuevo, ocuparán un papel destacado las asociaciones especializadas en recreaciones históricas tanto de desfiles de legionarios romanos como de la vida cotidiana.

Los romanos tendrán su campamento base en el campo da feira, los castrexos tendrán su poblado en la superficie desbrozada del castro y, en medio, habrá un mercado en la calle Wenceslao Fernández Flórez. Por el centro de Cambre se sucederán las representaciones teatrales del mundo castrexo y romano, los espectáculos musicales, pasacalles, juegos para niños, talleres o combates entre gladiadores. Como novedad, este año el Concello ha instalado megafonía que permitirá disfrutar de hilo musical además de escuchar los anuncios del comienzo de cada actividad, muchas veces separada de la anterior y la siguiente por solo 15 minutos.

La feria se inauguró el viernes ante la Casa del Concello, donde los romanos llegaron desfilando y ofrecieron la paz a los castrexos, que la rechazaron, lo que dio inicio a las hostilidades.

Después abrió el mercado, los castrexos realizaron demostraciones de oficios y juegos tradicionales y los romanos acamparon en la villa. Hasta casi la medianoche del domingo, se sucedieron las actividades y espectáculos. Los visitantes disponen de fincas acondicionadas para aparcar en la carretera del centro de salud.

El objetivo de la feria, incide Boga, es dar a conocer, también entre los propios vecinos, el patrimonio histórico y cultural del centro de Cambre. "Es un espacio casi único en Galicia, con restos romanos, castrexos y medievales", recuerda.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 

En estas fiestas, sobran los motivos para beber elaboraciones de vino gallego. En 2018, Galicia firmó la segunda mejor cosecha de su historiay nuestras bodegas despiden el año con un buen balance en todos los sectores 

esquelasfunerarias.es