04 de septiembre de 2018
04.09.2018
La Opinión de A Coruña
MIÑO

A Ribeira: sin obras ni bandera azul

La temporada acaba y no han empezado los trabajos a los que apeló el Concello de Miño para renunciar al distintivo - Dice que ha pedido información sobre los motivos de la demora

04.09.2018 | 01:20
Vistas de la playa de A Ribeira durante este fin de semana.

La temporada de playas toca a su fin y no han comenzado las obras en el emisario a las que apeló el Concello de Miño para justificar su renuncia a la bandera azul en la playa de A Ribeira, más conocida como A Pequena. El Ejecutivo municipal sostuvo en la antesala del período estival que rechazaría temporalmente este distintivo de calidad porque Augas de Galicia iba a realizar unos trabajos, largamente demandados, para alejar los vertidos de la costa.

A consulta de este medio, un portavoz del Gobierno municipal admitió ayer que todavía no han dado comienzo los trabajos y explicó que ya se han puesto en contacto con la Xunta para interesarse por los motivos del retraso. Desde el Ejecutivo destacan que se trata de unos trabajos muy importantes y que fue el propio Concello el que solicitó a Augas de Galicia su ejecución.

La renuncia a la bandera de la playa de A Ribeira coincidió con un bajón en la calidad de sus aguas de este arenal, muy frecuentado por los miñenses, y que este año ya no dispone de la calificación excelente, requisito que exige la Asociación de Educación Ambiental y del Consumidor (Adeac) para conceder la bandera azul. Según la última clasificación sanitaria de la Xunta, en vigor para la presente temporada 2018, este arenal ha pasado de tener una calidad "excelente" a simplemente "buena".

El diagnóstico es similar al de playa Grande, que no ha recuperado el distintivo que perdió en 2016 por escasez de socorristas y que desde la pasada temporada solo tiene la calificación de excelente en un margen (el derecho ya solo obtuvo la nota de buena). Según la auditoría de la Xunta, el único arenal que conserva actualmente la calificación máxima es el de Perbes, el único que mantiene la bandera azul.

Las explicaciones del Gobierno local sobre los motivos que le llevaron a renunciar a la bandera azul en A Ribeira despertaron las suspicacias de la oposición. Al hilo de una información sobre la clasificación anual de las playas del municipio, el PSOE acusó al alcalde, el independiente Ricardo Sánchez, de ocultar los auténticos motivos por los que renunció al distintivo en un "burdo intento de maquillar sus fracaso".

El Gobierno local no ha dado importancia, al menos públicamente, a la reducción de banderas azules esta temporada. Al menos, si se compara su reacción este año con el pesar que mostró ante la pérdida de los distintivos por falta de socorristas hace dos. La pérdida propició entonces la convocatoria de una rueda de prensa con carácter urgente en la que los gobernantes se mostraron compungidos y convencidos de que las enseñas ondearían de nuevo al siguiente año en todos sus arenales. No ha sido así. Solo Perbes la conserva.

Pese a la bajada de la clasificación sanitaria de los areanales, Miño sigue teniendo motivos sobrados para presumir de playas, de las más concurridas de la comarca. Solo las de Alameda y Marín tienen la clasificación de "suficiente", el resto son o "buenas" (A Ribeira, Lago y un margen de playa Grande) o "excelente" (Perbes y el otro margen de playa Grande).

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
esquelasfunerarias.es