08 de septiembre de 2018
08.09.2018
La Opinión de A Coruña
A CORUÑA

Alcaldes critican a Seoane por contratar una empresa privada para auditar al Consorcio

Seoane dice que al estar adscrito a Oleiros está obligado a hacer una fiscalización anual. Regidores confían en el trabajo de los habilitados nacionales

08.09.2018 | 02:12
Pleno del Consorcio, con Seoane (derecha) y a su lado el interventor.

Alcaldes del Consorcio As Mariñas recuerdan que el regidor de Oleiros insistió en que la auditoría del servicio de recogida de la basura se sacase a contratación pública. Ángel García Seoane ahora ha contratado por su cuenta a una empresa privada para realizar una auditoría integral del Consorcio, todas sus cuentas del año 2017. El contrato de esta auditoría no figura, como es obligatorio, en la plataforma de contratación pública. Fuentes del Concello confirmaron ayer que se hizo un "contrato menor", que tampoco figura en dicha plataforma.

Una empresa privada elegida por Seoane, de esta forma, fiscalizará el trabajo realizado por empleados públicos, habilitados nacionales, es decir, el interventor y el secretario actuales del ente. Este hecho ha soliviantado al resto de regidores del Consorcio, que ya hace unos días recibieron una convocatoria de García Seoane para acudir a una reunión el próximo martes día 11 en la sede de la entidad, en la que estarán presentes ya técnicos de la empresa privada contratada para auditar las cuentas. Están convocados también el presidente, el secretario y el interventor del órgano supramunicipal y además de Seoane irá la secretaria e interventor accidentales (hace años que no se cubren estas plazas) de Oleiros.

El primer edil oleirense explicó ayer que decidió examinar la cuenta general del Consorcio As Mariñas de 2017 para "verificar" que "refleja adecuadamente la situación patrimonial, los resultados de las operaciones y los cambios financieros". Esta auditoría también incluirá el examen "del cumplimiento del presupuesto y las posibles desviaciones, la adecuación de los gastos a las competencias que tiene el Consorcio, la gestión de la tesorería, los gastos de personal y los gastos en transferencias y subvenciones".

García Seoane justifica esta actuación en el hecho de que tras la entrada en vigor de la nueva legislación que disolvió los consorcios, automáticamente el de As Mariñas quedó adscrito al concello de mayor población y funcionarios, Oleiros, y por lo tanto este concello tiene la responsabilidad "del presupuesto y de la contabilidad" del Consorcio y lo obliga a realizar una auditoría anual de las cuentas.

En la reunión del próximo martes Seoane ya presentará el programa de la auditoría, el calendario de ejecución del contrato, y también reclamará toda la documentación que hace falta para fiscalizar las cuentas.

La acción del regidor oleirense ha generado un gran malestar entre los alcaldes del Consorcio As Mariñas, no tanto por hacer la auditoría sino por cómo lo ha hecho. Todos coinciden en subrayar su total confianza en los habilitados nacionales del ente.

Desde el Consorcio As Mariñas se ha manifestado que la cuenta general de 2017 del ente está a disposición de los concellos desde el pasado 29 de junio y el ente "no tiene ningún inconveniente" en que Oleiros las fiscalice aunque "cualquier otro tipo de auditoría debería ser adoptada por decisión plenaria".

"Mi rotunda confianza tanto en el secretario como el interventor" subraya la alcaldesa de Bergondo, Alejandra Pérez, quien califica de "llamativo" que "una administración pública contrate a una empresa privada para fiscalizar lo que ya hicieron sus empleados públicos", mientras que Oleiros "no contrata a una auditora externa para fiscalizar sus cuentas".

La respuesta del alcalde de Carral, José Luis Fernández Mouriño, también fue rotunda. Considera que García Seoane "ya está en campaña municipal y quiere hacerse notar" y también "desviar la atención" para que "no se hable de las urbanizaciones en las que se le ve el plumacho". Mouriño también recuerda que las cuentas del Consorcio ya están fiscalizadas por habilitados nacionales.

El regidor de Culleredo, José Ramón Rioboo, cree que Oleiros "tiene todo el derecho" a realizar esta auditoría porque efectivamente la ley lo permite pero matiza que debería de haber reunido antes a los alcaldes para explicarles lo que iba a hacer y acordar entre todos una contratación por "procedimiento abierto", tal y como él "solicitó en su momento al Consorcio" y no diese lugar a "interpretaciones de ningún tipo".

El alcalde cambrés, Óscar García Patiño, explicó que en un pleno del Consorcio se votó a favor de contratar una auditoría y cuando se hizo y se presentó, el presidente preguntó "hasta en tres ocasiones" si estaban de acuerdo o "se contrataba otra" y Oleiros "no puso ninguna objeción". Portela respeta el derecho de Seoane a solicitarla y espera que haya hecho un "procedimiento de contratación tal y como exigió" él en su día al Consorcio, abierto y público, transparente. Espera que explique en la reunión del martes "cómo se contrató esa auditoría". También destacó su confianza en el trabajo de los habilitados nacionales del consorcio.

Desde Sada, el regidor Benito Portela prefirió hablar de la reciente realización de la auditoría del servicio de basura del Consorcio porque indicó que existen "deficiencias claras y carencias" por parte de la concesionaria y hay que exigirles que cumplan con todas las condiciones del pliego, porque "a día de hoy no las están cumpliendo". Portela indicó que es aquí donde se debe trabajar, así como en la creación de un área metropolitana, tras la inviabilidad de los consorcios.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
esquelasfunerarias.es