10 de agosto de 2019
10.08.2019
La Opinión de A Coruña
MIÑO

La cuenta general constata la "situación de total asfixia financiera" del Concello

Cifra en 7 millones la deuda por intereses y ve imprescindible ampliar el plazo de devolución. El Ejecutivo municipal tramita la solicitud

09.08.2019 | 22:41
El alcalde, Manuel V. Faraldo (derecha), en una reunión con el diputado Antonio Leira.

El Ejecutivo de Miño elevará a pleno en breve la cuenta general del ejercicio 2018 y las conclusiones no son halagüeñas. La interventora apela a la imperiosa necesidad de lograr una ampliación del plazo de devolución de los préstamos para pagar la deuda principal con los expropiados de Fadesa y poder hacer frente así al pago de los intereses pendientes.

La funcionaria apela al "grave empeoramiento" que experimentaron las cuentas del Concello tras el cierre del ejercicio por las providencias del juzgado que ordenaban el pago inmediato de los intereses a los expropiados. La habilitada nacional cifra en unos siete millones la deuda, que aún podría verse incrementada. La reclamación, advierte, "coloca al Concello en una situación de total asfixia financiera".

Ante este panorama, Intervención apunta a una vía imprescindible "para revertir la situación": conseguir un aplazamiento de los dos préstamos concertados a través del Fondo de Impulso Económico. El Estado abrió en marzo de 2019 la posibilidad a los concellos endeudados por sentencias firmes de acogerse a una moratoria, que podría llegar hasta 2039. El anterior Gobierno local anunció la ampliación del plazo, que dio por hecha y que atribuyó a sus gestiones en Madrid a pesar de que la solicitud todavía no ha sido tramitada dado que Hacienda no ha abierto el plazo de presentación, previsto para septiembre. La interventora recoge en su informe que ve "factible" esta ampliación, que está condicionada a la presentación de un plan de ajuste con medidas que garanticen la devolución del préstamo.

El Ejecutivo municipal tiene previsto convocar un pleno en septiembre para solicitar la ampliación y aprobar el preceptivo plan de ajuste, para el que ha pedido colaboración de Xunta y Diputación. Paralelamente, el alcalde, Manuel V. Faraldo, ha mantenido reuniones con los expropiados para intentar alcanzar un acuerdo extrajudicial. Como ya informó este diario, su propuesta, condicionada a la ampliación y a un nuevo crédito, pasa por pagar en el primer semestre de 2020 a cambio de que renuncien a las costas y a los intereses sobre los intereses.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Elecciones Generales 2019

Domingo 10 de Noviembre de 2019, España

Congreso de los Diputados

esquelasfunerarias.es