08 de octubre de 2019
08.10.2019
La Opinión de A Coruña

El tráfico en el puente de O Pedrido aumentó un 23% entre 2016 y 2018

Este viaducto es usado por los conductores como alternativa gratuita para viajar entre A Coruña y Ferrol frente al peaje de la AP-9, que cuesta 4,75 euros

07.10.2019 | 21:00
Puente de O Pedrido, que comunica Bergondo y Paderne.

El estrecho puente de O Pedrido, que comunica los municipios de Bergondo y Paderne, ha visto aumentar el número de vehículos que transitan por él en los últimos años. La memoria del Plan de Aforos que publica anualmente la Axencia Galega de Infraestruturas revela que el tráfico aumentó más de un 23% entre 2016 y 2018. Este viaducto forma parte de la AC-164, que enlaza la N-6 a la altura de Guísamo con la N-651 en Paderne, dentro del itinerario gratuito para ir desde A Coruña a Ferrol.

La Xunta registró una intensidad media diaria (IMD) de 9.589 vehículos en 2016, 11.120 en 2017 y 11.830 en 2018, según recoge el Plan de Aforos. El puente de O Pedrido es usado por los conductores como alternativa gratuita para viajar entre A Coruña y Ferrol frente a la Autopista del Atlántico, la AP-9, que es de pago. El peaje es de 4,75 euros para los vehículos ligeros. La estrechez del puente limita el paso de vehículos pesados.

El viaducto de O Pedrido fue inaugurado en la década de 1940 y durante muchos años fue la única manera de atravesar la ría sin tener que dar el rodeo hasta Betanzos. Después llegó el puente de la AP-9, que se encuentra próximo.

La Xunta finalizó en 2014 unas obras de reparación en la estructura del puente de O Pedrido, cuyo coste ascendió a 2,3 millones de euros. En aquel momento el Gobierno gallego aseguró que la estructura no presentaba daños estructurales, pero sí superficiales, lo que podría provocar un deterioro progresivo de la estructura, razón por la que el Ejecutivo procedió a ejecutar esta actuación.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
esquelasfunerarias.es