29 de mayo de 2020
29.05.2020
La Opinión de A Coruña
A CORUÑA

Sada, Bergondo y Abegondo, obligados a un plan financiero por tirar de remanente

Incumplieron la regla de gasto o estabilidad financiera, o los dos - Intervención en Sada hace informe desfavorable y alerta de bajadas en el ahorro y superávit

29.05.2020 | 01:36
Imagen del pleno presencial ayer en Bergondo.

Los ayuntamientos de la comarca se encuentran con la paradoja de que finalizan el año con buena situación económica en sus arcas municipales, con superávit, pero al recurrir a ese dinero para hacer frente a otros gastos, mediante modificativos de crédito y suplementos de gasto, terminan incumpliendo los topes que marca el gobierno central en cuanto a la regla de gasto y la estabilidad presupuestaria. Así les pasó por ejemplo a Sada, Bergondo y Abegondo con la liquidación del presupuesto de 2019, y dada la actual situación de gasto extra por el impacto de la pandemia, es posible que repitan la situación el año próximo, porque ahora mismo ya están recurriendo de nuevo a un modificativo tras otro. Ayer de hecho se aprobaron varios. Los regidores critican que teniendo buena situación económica no se pueda gastar el dinero para obras y actuaciones que son necesarias. Estos tres concellos tienen que redactar un Plan Económico Financiero, obligatorio al incumplir estas normativas estatales. El pleno bergondés ya lo aprobó ayer, el Concello abegondés ya lo tiene en redacción y el sadense tiene que ponerse a ello.

En el caso de Sada, además, la situación llevó a que Intervención informase desfavorablemente el modificativo que fue al pleno de ayer, por valor de 438.571 euros, con cargo al remanente de tesorería de 2019, que alcanzó los 3,5 millones de euros. Este modificativo es para conservación de vías y caminos, alumbrado público y el centro de formación ocupacional. En el pleno anterior además la Corporación ya había aprobado otro modificativo por un millón de euros.

El informe desfavorable se debe a que Sada cerró la cuenta de 2019 incumpliendo los objetivos de estabilidad presupuestaria y regla de gasto y los modificativos de crédito que está haciendo van a agravar la situación. El funcionario fiscalizar alerta de que "a pesar de la solvencia municipal" tanto el resultado presupuestario como el ahorro neto y remanente de tesorería "experimentaron un importante descenso" por lo que, a la espera de un "análisis más exhaustivo de las causas", si es algo coyuntural o no, "se recomienda prudencia en el uso del ahorro municipal".

Intervención alerta de que este año, además de mayor gasto por las partidas para el Covid-19, también aumentará dicho gasto por los procesos de provisión de plazas vacantes y el aumento de prestaciones por las nuevas licitaciones de los principales servicios municipales y las "cuantiosas reclamaciones judiciales derivadas de procesos expropiatorios". El alcalde, Benito Portela, destacó que el no poder recurrir al remanente para obras y servicios "es una anomalía". Agregó que ahora existe "un momento crítico" así que utilizará el remanente "para rescatar a las personas" porque los Concellos son "maduros" y "no necesitan tutelas".

El pleno de Bergondo aprobó ayer su Plan Económico Financiero (PEF) para 2020 y 2021, obligado por incumplir la regla de gasto en 2019 al excederse en algo más de un millón de euros en gastos. "En el resto de magnitudes sí cumplimos, aunque ya otros años la regla de gasto fue por os pelos. Hemos hecho un plan económico porque estamos obligados, a pesar de ser un concello en buena situación Pero es un plan sin medidas, no tenemos que hacer contención de gasto ni subida de impuestos, solo controlar el uso del remanente mediante suplementos de crédito", explicó la alcaldesa, Alejandra Pérez. De hecho el pleno ya aprobó ayer otro modificativo, por 333689 euros, para el arreglo de las pistas de Ouces y Fiobre y la parte municipal de la renovación de alumbrado Led.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
esquelasfunerarias.es