La piscina de O Temple se mantendrá cerrada este verano. Los informes técnicos desaconsejan su apertura por problemas técnicos en relación a las recomendaciones para combatir la pandemia, como limitar el aforo, afirma el Concello.