02 de noviembre de 2020
02.11.2020
La Opinión de A Coruña

Condenado a cinco años de cárcel por intentar matar a su mujer en Betanzos

La Audiencia Provincial prohíbe al juzgado acercarse a su esposa y comunicarse con ella durante diez años por homicidio en grado de tentativa, con agravante de parentesco y atenuante de embriaguez

02.11.2020 | 18:00
Condenado a cinco años de cárcel por intentar matar a su mujer en Betanzos

La Audiencia Provincial ha condenado a un vecino del término municipal de Betanzos a cinco años de cárcel por intentar matar a su mujer. El fallo, contra el que cabe recurso de apelación, impone también la prohibición de que el condenado se acerque a menos de 500 metros de su esposa, a su residencia o lugar de trabajo y de que se comunique con ella durante diez años. Deberá también abonar al Sergas los gastos del tratamiento de la mujer que se concreten en la ejecución de la sentencia. En la imposición de la pena, la Audiencia consideró un agravante de parentesco y un atenuante de embriaguez, dado que el responsable de los hechos es consumidor habitual de copiosas cantidades de alcohol, detalla el fallo.

Los hechos se produjeron en marzo de 2019 en la cocina de la vivienda de la pareja. Tras una discusión, el hombre hirió con un cuchillo a su mujer en el abdomen y en un brazo, después de propinarle patadas en la espalda. La defensa del acusado justificó en el proceso que las lesiones en el brazo y el abdomen se habían producido de forma accidental cuando el hombre cortaba chorizo. La mujer relató una agresión con un cuchillo -requisado por la Guardia Civil- hasta que, inmediatamente antes de la vista judicial, dejó de ejercer la acusación particular y renunció al ejercicio de las acciones civiles y penales. La Audiencia considera que las declaraciones del matrimonio que apuntan a heridas causales "carecen de crédito por ser su contenido contradictorio y ajeno a un mínimo rigor lógico" y que "la mecánica causal que narran" ambos cónyuges "es insostenible". Los jueces ven probado el animus necandi (intención de matar)

La defensa del ahora condenado, que tiene antecedentes no computables, intentó que la condición de consumidor habitual del alcohol del acusado se considerase eximente. La Audiencia rechaza esta posibilidad y sostiene que "carece de un respaldo real" ya que "el simple alcoholismo crónico y controlado no causa alteración alguna en la capacidad de obrar". Dicta que el hombre, tras los hechos, "se lavó, se cambió de ropa recorrió andando varios kilómetros, lo que es una actuación plural y compleja que no responde a la pérdida de las facultades del sujero o a una limitación de las mismas que se pretende".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook


esquelasfunerarias.es