La sección segunda de la Audiencia Provincial de A Coruña ha condenado a siete años de cárcel y al pago de una multa de 994.113 euros a un vecino de Bergondo que fue interceptado en el País Vasco cuando iba a vender cocaína valorada en 864.929 euros.  

El tribunal, además, le impuso seis años de cárcel y el abono de 864.929 euros al hombre que pretendía comprarle la droga. Los jueces absolvieron a un vecino de Vilanova de Arousa acusado de entregarle la sustancia estupefaciente al residente en Bergondo el día anterior de ser detenido.

Los dos condenados, que viajaban en el mismo vehículo “con la intención de llevar a cabo el intercambio”, fueron interceptados por los agentes de la Guardia Civil que los estaban siguiendo. El vecino de Bergondo portaba en un habitáculo oculto en el coche casi medio kilo de cocaína, el cual tenía una riqueza del 76,28%.