La conselleira Ánxeles Vázquez lo adelantó el pasado día 2 en Betanzos y pocos días después el Instituto Galego de Vivenda e Solo (IGVS) ya lo ha sacado a contratación: son las obras de rehabilitación de otros cinco edificios más en el casco histórico de Betanzos, para vivienda protegida, por un importe global de algo más de un millón de euros. El plazo de ejecución de los trabajos es de quince meses.

El IGVS realizará estas obras mediante dos contratos que ha licitado de forma simultánea. Uno de ellos, por un importe de 593.811 euros, será para rehabilitar tres edificios: el número 43 de la rúa Cerca; y los números 4 y 10 de la Segunda Venela de Clérigos. El 43 de la rúa Cerca es una casa de más de cien años catalogada que sufrió el desplome de sus plantas superiores a principios de 2020. Tenía hasta entonces bajo y dos plantas.

El número 4 de la Segunda Venela también es un inmueble catalogado, con protección ambiental, también de tres plantas y de más de cien años, con una precariedad estructural y riesgo de que caiga la balconada de la segunda planta. El número 10 de esta calle no está catalogado (por lo que su fachada será totalmente demolida), su nivel de conservación es aceptable y también tiene tres plantas.

Tras la rehabilitación de estos tres inmuebles habrá tres viviendas de promoción pública con salón y cocina en el bajo, dormitorio principal y baño en la primera planta, y aseo, lavadero y otra habitación en la segunda altura.

El segundo contrato, por 503.424 euros, incluye el número 6 de la rúa Alfolí y el número 9 de la rúa Pinche. El primer inmueble tiene protección estructural, está pegado a la muralla y cerca de la Porta do Cristo. Tiene galería y balcones, fábrica de cachotería, bajo, dos plantas y semisótano (cuatro plantas). Con la obra resultará un dormitorio y baño en el semisótano, comedor y cocina en el bajo, salón y baño en la primera y dos dormitorios en la segunda.

El número 9 de la rúa Pinche no está protegido, cuenta con bajo, dos plantas y un bajocubierta. Está casi en ruina. Se vaciará su interior y se conservarán medianeras y fachadas.

La Xunta rehabilitó ya 17 inmuebles en el casco brigantino para ejecutar 22 viviendas públicas y tres locales comerciales. Además, tiene en reforma otras cinco construcciones, de las que se obtendrán ocho viviendas y tres locales, que prevén entregar a mediados de este año, y que están en las calles Cerca y Primeira Venela. La conselleira anunció que este año se rehabilitarían siete inmuebles más y ya acaba de licitar cinco.