Bomberos de Betanzos apagaron ayer un coche en llamas en el kilómetro 14 de la autopista AP-9, en dirección Santiago, unos 750 metros antes de la bifurcación hacia Ferrol, en el municipio de Cambre. El conductor alertó al servicio de Emerxencias 112 sobre las 11.30 horas de que su vehículo se había incendiado y solicitó ayuda.

El ocupante del vehículo observó humo por el retrovisor y en pocos minutos el vehículo se convirtió en “una bola de fuego”, describieron bomberos betanceiros. El hombre esperó en el arcén y el fuego no provocó provocado heridos ni obligó a cortar la circulación. El vehículo quedó quemado por completo. Los efectivos de seguridad dejaron habilitado un carril para la circulación y otro para emergencias.