La avenida de Arsenio Iglesias, en la que se encuentra la zona escolar de Arteixo, ha pasado a ser considerada como Zona de Especial Protección Peatonal, lo que ha implicado que el límite de velocidad de la vía se redujese de 30 a 20 kilómetros por hora. El Concello ya ha instalado las señales que informen de este cambio. En esta calle hay dos colegios, dos institutos, la guardería, el complejo de la piscina, el palacio de los deportes y el recinto de los campos de fútbol municipal, lo que genera un importante tránsito peatonal.

El Concello de Arteixo también ha instalado tres pasos de peatones sobreelevados en la avenida con el objetivo de reducir la velocidad de los vehículos.