El Ayuntamiento de Sada ha sacado a contratación por 108.900 euros (IVA incluido) una asistencia técnica para la redacción del plan especial de protección, ordenación, infraestructuras y dotaciones de Carnoedo. Con la elaboración de este documento, que el Plan Xeral de Ordenación Municipal aprobado en noviembre de 2017 fijaba para el primer cuatrienio, el Concello sadense pretende ordenar 611.430 metros cuadrados comprendidos por los ámbitos de Campo da Cruz y una porción de suelo rústico lindante entre estos núcleos y el mar.

El ámbito afectado por este plan incluye suelo de núcleo rural común o tradicional e histórico y suelo rústico de protección agropecuaria, de protección de espacios naturales, de aguas o de patrimonio. El objetivo de este plan especial es resolver diversas carencias del ámbito, como la falta de espacio público, los problemas de accesos y aparcamiento en el entorno de la iglesia y el cementerio y de las playas Armenteiro y Lourido y también la “problemática del entramado de los asentamientos”.

El documento deberá ordenar el sistema general de espacios libres previsto en el PXOM, el SXEL-01-01Pb, en el Campo das Mantas, junto a la iglesia parroquial. Este espacio libre de 16.178 metros cuadrados deberá incluir una zona de aparcamiento que resuelva la demanda generada por la presencia del templo y el cementerio. El plan general estipula que el suelo se obtendría por expropiación y estima un coste de 153.483 euros por los terrenos y de 32.356 euros por los trabajos de urbanización.

Entre otras determinaciones, el documento deberá regular las condiciones tipológicas, de aprovechamiento y ocupación. El Concello detalla en el pliego de condiciones que la única implantación admitida es la edificación aislada o adosada, esta última en núcleo rural histórico. La altura máxima será la de bajo y una planta (B+1) y siete metros como norma general, aunque el plan especial podría recoger la posibilidad de limitarla a solo planta baja en las zonas de núcleo rural común más próximas a la costa.

El plan especial deberá incluir un análisis del paisaje y los elementos arquitectónicos y un diseño de las redes de infraestructuras en los ámbitos carentes o deficitarios.

El plazo máximo para el desarrollo de los trabajos será de 22 meses desde la firma del contrato. El Concello valorará con 40 puntos la propuesta económica y valorará la presencia en el equipo de especialistas en materia de paisaje (6 puntos), de especialistas premiados por trabajos en el campo del urbanismo, el paisaje o la ordenación del territorio (10 puntos). El proyecto presentado se valorará con hasta treinta puntos y con ocho la reducción del plazo de ejecución.

El Ayuntamiento licita este plan un año después de sacar a contratación la redacción del plan especial de Veigue, que afectará al entorno de las playas de San Pedro y Cirro, para ordenar 1,1 millones de metros cuadrados de suelo.