El Concello de Culleredo estima que la puesta en marcha de las dos líneas de bus municipal para mejorar la conexión entre los distintos núcleos del municipio tendrá un coste de 103.000 euros anuales. Según sus cálculos, el 80% de los usuarios procederán del transporte metropolitano, y prevé unos ingresos de 28.000 euros, con lo que el coste para las arcas municipales rondaría finalmente de 74.500 euros.

El estudio encargado por el Concello apunta a un déficit del transporte en determinadas zonas, especialmente en las rurales. Las parroquias de Castelo, Veiga, Sueiro, Sésamo y Orro y las conexiones de A Zapateira con Vilaboa y O Burgo son, según este análisis, las que presentan más carencias en el transporte.

El Concello pretende solventar estas deficiencias con la puesta en marcha de dos líneas de carácter municipal. La primera conectaría O Burgo con Castelo, pasando por Almeiras, Tarrío, Sésamo, Ledoño, Veiga y Castelo. Esa línea, detallan desde el Ayuntamiento, tendría ramales a Boedo y a la zona de A Zapateira. El segundo autobús discurriría por la zona media del municipio, de O Burgo a Orro, con un ramal a Sueiro. El estudio elaborado por el Ayuntamiento cullerdense apunta a una demanda estimada de 31.500 viajes anuales.

Como ya informó este diario, el alcalde de Culleredo, el socialista José Ramón Rioboo, mantuvo una reunión con responsables de la Consellería de Infraestruturas e Mobilidade para analizar el nuevo servicio y concretar las conexiones para. Su objetivo es que este nuevo servicio esté operativo en el primer semestre de 2022.

El Gobierno local de Culleredo defiende que la puesta en marcha de estas dos líneas municipales de bus, combinadas con el transporte interurbano metropolitano, permitiría dar un servicio “eficiente” a todas las parroquias y facilitar el acceso a la ciudad. “Un vecino de Castelo que quiera hacer la compra, podrá hacerlo dentro de nuestro término municipal, por ejemplo, en una pescadería de Acea de Ama o en una carnicería de Celas, sin la necesidad de desplazarse a otros lugares”, defiende Rioboo, que afirma que este servicio garantizará también conexiones cada 15 minutos en Vilaboa y O Burgo con la ciudad.