En plena investigación de la paliza mortal a Samuel Luiz y solo unos días después de que miles de personas se manifestasen contra la LGTBIfobia, un banco de Sada que reivindicaba con los colores del arco iris la diversidad en apoyo al colectivo LGBTI ha aparecido repintado con el rojo y amarillo de la bandera rojigualda. El BNG fue el primero en denunciar ayer este acto vandálico en redes sociales y en apelar a la necesidad de tomar medidas ante la escalada de ataques homófobos. En esta ocasión, se trata de un banco situado a la entrada del instituto Isaac Díaz Pardo de Sada, pero no ha sido el único acto de estas características que se ha registrado en la comarca en los últimos días, recuerdan los nacionalistas.

Hace solo unos días, un mural del instituto Neira Vilas, en Oleiros, apareció cubierto por unas pintadas homófobas. Agustín marica y maricón muerto, abono para mi huerto, podía leerse. También la bandera que colgaba del Sex Point del Comité Antisida de A Coruña apareció rota y quemada en los últimos días, según denuncian algunos testigos, por un grupo de jóvenes. “La ola de homofobia que estamos sufriendo se ve reflejada por desgracia en nuestro municipio. Es muy significativo que se elijan los colores de la bandera rojigualda para tapar la bandera multicolor que pintamos hace tres años desde el Concello de la mano de la Fundación Chrysalis Galicia. Tenemos que ponernos más serios que nunca ante tales actos”, ha declarado la concejala de Igualdade de Sada, Isa Reimúndez.

Tampoco la reacción del alcalde para condenar lo sucedido se hizo esperar. “En Sada no puede haber lugar para el odio, acciones tan beligerantes e irrespetuosas, relacionadas con la lucha de un colectivo que en estos momentos está en las calles por el asesinato de un joven. No se puede tolerar la discriminación lgtbfóba en ningún lugar, y en los pueblos pequeños, que siempre es algo más invisibilizado, menos. Denunciamos esta pintada por atacar y tratar de invisibilizar a un colectivo que solamente lucha por vivir y amar sin barreras ni obstáculos”, manifestó el regidor, Benito Portela.

A última hora de ayer, el grupo Vecinos Unidos Sada convocó una quedada a través de las redes sociales para volver a pintar con los colores del arco iris este céntrico banco del núcleo urbano. La actividad está fijada para el domingo 25 al mediodía. “Convocamos a todos los vecinos que lo deseen, especialmente a todos los adolescentes de Sada”