El Concello de Bergondo abrirá un nuevo plazo de alegaciones al plan especial del río Maior tras detectar incorrecciones en la relación de propietarios. El plan fue aprobado inicialmente en julio de 2019 y fue ahora, en fase de resolución de las alegaciones, cuando el Concello detectó errores en el listado de propietarios afectados.

Según informan desde el Ejecutivo municipal en un comunicado, los técnicos comprobaron entonces que no era posible asegurar que todos los dueños de terrenos hubiesen recibido una notificación y, al contrastar con el Catastro, descubrieron que los datos catastrales incluidos en el proyecto tenían errores en la numeración de las parcelas o titularidades incorrectas debido a que se habían producido transmisiones.

El Concello ha aprobado de nuevo el plan con los datos de propietarios actualizados, que serán notificados para que presenten las alegaciones que consideren oportunas en el plazo de dos meses,

El BNG y afectados por este proyecto, que incluye la ejecución de una senda por Lubre y colectores, afirman que ya alertaron en 2019 de errores en la relación de propietarios.