La rúa do Souto, casi un año en obras, deberá levantarse de nuevo para renovar tuberías

La Diputación paralizó su obra hasta que el Concello ejecute la del agua, que aún está en licitación y luego se prolongará tres meses

Las aceras, con hormigón sin allanar y registros más elevados.   // I.R.

Las aceras, con hormigón sin allanar y registros más elevados. // I.R. / M. V.

Los vecinos y vecinas de la rúa do Souto en Santa Cruz oscilan entre la desesperación y la resignación después de llevar casi un año con la calzada y las aceras en obras que dificultan el tránsito de los peatones y los vehículos. Dos imprevistos que surgieron cuando las máquinas y obreros abrieron el suelo obligaron a realizar dos nuevas licitaciones y ahora mismo estos trabajos, que llevan a cabo por una parte el Concello de Oleiros y por otra la Diputación, alcanzarán el millón de euros. A esta situación se añade la habitual demora de las grandes compañías de luz y teléfono en retranquear los postes. De esta forma los residentes van a llegar al verano sin ver finalizada una actuación de la que ya están cansados.

La Diputación licitó por 8.379 euros el proyecto para ejecutar la ampliación de la calzada, la ejecución de nuevas y más anchas aceras, nueva iluminación y sobre todo la construcción de bastantes metros de muros de contención de fincas que están en un nivel más elevado que la carretera. Después sacó a contratación los trabajos y las obras empezaron en abril de 2021.

La actuación se paralizó primero porque al excavar y trabajar en la zona vieron que estaba mal la conducción de las aguas pluviales, por lo que el organismo provincial realizó un modificado del proyecto, incrementándolo en 114.134 euros. La obra así llegó a los 719.915 euros.

Ejecutando también las obras los técnicos comprobaron que las tuberías de suministro de agua, que son de PVC y tienen más de 35 años, estaban en tan mal estado que era una temeridad seguir con los trabajos sin cambiar toda la red. Las obras se paralizaron así antes de Navidad y la Diputación le otorgó una segunda prórroga a la empresa adjudicataria.

Las aceras, con hormigón sin allanar y registros más elevados. |   // I.R.

Rúa do Souto, ayer, con asfalto parcheado y gravilla en el firme y las aceras. | // I.R. / M. V.

El Concello de Oleiros licitó hace unas semanas esta renovación de las conducciones de agua en la rúa do Souto, entre Coruxo y la avenida Emilia Pardo Bazán. De hecho era la única calle de Santa Cruz que no se había renovado. Esta contrata se saca por 188.187 euros con IVA. Se pondrán tuberías de fundición de 100 milímetros (ahora eran de 90 en su mayoría) en toda la rúa do Souto, en ambas márgenes. Pero además se pondrá otra de 150 milímetros en el inicio y en el final de esta vía. Esta obra está ahora en licitación y se prevé la adjudicación para mediados de marzo. El plazo de ejecución de la renovación de tuberías es de tres meses, por lo que no finalizará hasta junio.

A partir de junio, por lo tanto, podrían volver los operarios de la contrata de la Diputación a terminar sus obras. Por lo tanto este ente provincial ya tiene previsto otorgar una tercera prórroga del plazo de ejecución a la empresa, que por lo tanto no terminará las obras hasta entrado el verano.

Las obras de instalación de nuevas tuberías que iniciará próximamente el Concello suponen levantar calzada y aceras, volver a picar la calle, razón por lo que la contrata de la Diputación no remató sus obras, dejó las aceras conformadas, con sus bordillos, pero sin instalar la baldosa, y el firme de la vía está todo con grava, gravilla y remiendos de cemento. Es decir, está todo sin terminar porque se va a levantar todo de nuevo y es mejor no tenerlo rematado. No es precisamente seguro (para caminar por la acera hay que subir y bajar entre hormigón sin allanar y registros), pero la Administración señala que se trata de no construir acera y calzada nueva y después picar todo y luego volver a construir.

Respecto al retranqueo de los postes, otro aspecto que demora las obras, la Diputación confirmó que la compañía eléctrica ya confirmó que iniciará próximamente los trabajos, mientras que Telefónica aún tardará un poco.