Kiosco

La Opinión de A Coruña

Vecinos denuncian que ADIF bloquea el “paso histórico” del Camiño Real de Cecebre a Abegondo

“Es un robo del patrimonio. Y además lo hacen de noche”, critican | Defienden que el paso contaba con gran tránsito de senderistas, ciclistas y jinetes y lamentan que tendrán que andar un kilómetro para coger el bus”

Traviesas que cortan el paso del Camiño Real, junto a Cecebre. La Opinión

Vecinos de Cecebre denuncian que ADIF (Administración de Infraestructuras Ferroviarias) ha bloqueado el “paso histórico” del antiguo Camiño Real que conectaba la zona con Abegondo, cerca del embalse de Cecebre. Sostienen que se trata de una conexión muy frecuentada por senderistas, ciclistas o jinetes, tanto de la zona como de la comarca y la ciudad de A Coruña, y denuncian que la supresión del camino obligará a los residentes en la zona a caminar un kilómetro para coger el bus, cuando la conexión ahora truncada les permitía acceder a una parada “al lado” de sus casas, asegura el vecino Xacobe Meléndrez. Este diario intentó ayer sin éxito conocer la versión de ADIF.

“Es un robo al patrimonio, directamente. Y lo hacen de noche”, denuncia Meléndrez. Afirma que varios vecinos lanzaron el aviso en la noche de este jueves, cuando vieron pasar dos vehículos desconocidos por la zona, y que, al acercarse al punto, comprobaron que se trataba de efectivos de ADIF que trabajaban y que terminaron por bloquear el paso con las trabases que, hasta ese momento, facilitaban el tránsito.

A la supresión de un camino beneficioso para la salud y el ocio y que agiliza las conexiones entre servicios en el entorno, los vecinos suman otro perjuicio: la mayor dificultad para huir ante un posible incendio. "Es una importante vía de escape y auxilio en el caso de fuego para las casas de la zona. Buscar una alternativa de paso supone desplazarse más de un kilómetro a los usuarios de este camino”, denuncia Meléndrez.

Los residentes en la zona sospechan que el objetivo de ADIF con la supresión de este paso es agilizar las rutas de los trenes de mercancías que circulan por esta vía, al evitarles tener que frenar para el paso de peatones, ciclistas o jinetes. “Son trenes pesados que van aumentando su velocidad y frecuencia de paso, con las consecuencias que estamos viendo y otras, como daños en las viviendas cercanas o aumento de ruido... Esto se suma a la disminución de servicios de corta y media distancia, en deterioro continuo de la función social del ferrocarril”, critica el vecino.

Compartir el artículo

stats