Kiosco

La Opinión de A Coruña

Verano de contrastes en Santa Cruz: la playa supera las dos últimas pruebas tras encadenar suspensos

La mayoría de los arenales del área ha dado resultados positivos en todas las analíticas en lo que va de temporada | Cuatro suspendieron al inicio, pero aprobaron el resto de los test

Playa del puerto de Santa Cruz, en Oleiros. | // LA OPINIÓN

El puerto de Santa Cruz vive un nuevo verano de vaivenes playeros. El arenal oleirense ha superado las dos últimas analíticas de la Consellería de Sanidade tras arrancar esta temporada de baño con los peores datos de contaminación por bacterias fecales de la provincia de A Coruña.

La playa, que llegó a alcanzar en tres muestreos las 2.000 unidades de e-coli por 100 mililitros de agua, ha dado solo 53 y 270 unidades de Escherichia coli en los test realizados por la Dirección Xeral de Saúde Pública a mediados de julio y principios de agosto.

Este arenal salió en la temporada de 2020 de la relación de playas con prohibición permanente de baño para incorporarse al listado de playas en evaluación para su incorporación al censo oficial.

Se trata de una categoría intermedia, una especie de limbo playero en el que permanece también O Regueiro, de Bergondo, que también estuvo durante años vetada al baño por contaminación fecal. En el caso del arenal bergondés, la mejoría resulta mucho más evidente, ha superado todas las pruebas y ya logró cerrar la pasada temporada con un “excelente”.

La del puerto de Santa Cruz, en cambio, muestra un comportamiento más errático, al igual que el pasado verano, en el que solo superó una parte de los muestreos.

Buenos resultados en el área

El verano llega a su ecuador con buenos resultados en calidad del agua en la inmensa mayoría de los arenales de la comarca. Sin contar el puerto de Santa Cruz, solo cinco playas suspendieron alguno de los muestreos: Area Grande de Suevos, Porto de Suevos, en Arteixo; Oza, en A Coruña, A Ribeira, en Miño, y Sada Nova, en Sada. El suspenso se produjo en todos los casos, salvo en A Coruña, al arranque de la temporada y ha quedado, al menos de momento, reducido a una anécdota, dado que las playas superaron el resto de muestreos.

Resulta especialmente llamativo el caso de las playas urbanas de Sada, que tras encadenar suspensos durante años, han superado todos los test (salvo el negativo en junio en Sada Nova) y en el caso de As Delicias, con nota, al constatarse niveles muy bajos de fecales. Sanidade ya constató esta mejoría en la pasada temporada. Se trata, con todo, de dos arenales poco concurridos por la presencia de lodos.

Solo una zona de baño de la comarca coruñesa está desaconsejada al baño de forma permanente, la ría de Barrañán, en Arteixo. El Concello atribuye la situación a los vertidos de fecales y afirma que realiza inspecciones para revertir la situación.

Compartir el artículo

stats